Ocho años al son de la Banda de Tambores de Lodosa

La agrupación, formada por 16 vecinos del municipio, acaba de concluir sus actuaciones

Miércoles, 4 de Abril de 2018 - Actualizado a las 06:01h

Los miembros de la Banda de Tambores de la Cofradía de Lodosa.

Los miembros de la Banda de Tambores de la Cofradía de Lodosa.

Galería Noticia

Los miembros de la Banda de Tambores de la Cofradía de Lodosa.

lodosa- Con la Semana Santa ya finalizada, los miembros de la Banda de Tambores de la Cofradía de Alabarderos del Santo Sepulcro del Calvario de Lodosa, echan la vista atrás y hacen un balance muy positivo de sus actuaciones. Y es que ya han pasado ocho años desde que un pequeño grupo de vecinos, seis en concreto, decidiera apostar por esta formación que cuenta en la actualidad con 16 miembros de diferentes generaciones.

Los hermanos Damián y David Carrascón fueron los fundadores de esta agrupación que a lo largo de estos días ha actuado hasta en cuatro ocasiones;en la procesión del Domingo de Ramos, en la subida y bajada del Calvario el miércoles, y en la subida al Calvario y en la procesión de Viernes Santo.

“Los de la Junta de la Cofradía nos dijeron en su día que querían incorporar algo en los actos de Semana Santa. A mí siempre me ha gustado tocar el tambor y les propuse esta idea, que aceptaron”, comentaba Damián, que reconocía que poco a poco han ido adquiriendo buenos instrumentos ya que comenzaron con los que se utilizan en la cabalgata de reyes.

la bandaLos componentes adultos de esta banda a día de hoy son Damián Carrascón, David Carrascón, Natalia Verdugo, María Manzano, María José Lizanzu, Ignacio Gurpegui, Javier González, Óscar López y David Fernández. Mientras que los txikis son Javier López, Antonio De Torres, Javier Tomás, Iñigo Roldán, José González, Jesús González y Aimar Lorenzo.

Con cinco tambores, cuatro bombos y siete timbales realizan diferentes variaciones musicales que ya se han convertido en un clásico durante la Semana Santa lodosana. Además, este año han sacado un nuevo ritmo y la idea es seguir innovando cada año. Para ello, suelen comenzar a ensayar a principios del mes de noviembre.

puertas abiertasAtaviados con una túnica negra, un cíngulo, la medalla de la Cofradía y el capirote morado a juego con los instrumentos, prendas que compraron a la Hermandad de la Pasión de Pamplona, esperan seguir aumentando el número de componentes. De hecho, de cara al año que viene, aseguraba Carrascón, la idea es que el grupo aumente ya que tienen las puertas abiertas. “Estamos encantados de que entre gente nueva, así que todo aquel que esté interesado puede ponerse en contacto conmigo o con algún miembro de la cofradía”.

“Creo que es algo que gusta en el pueblo, al menos así lo percibimos nosotros. Sobre todo, en Viernes Santo, la banda de música llena mucho la procesión pero antes, cuando paraban, había un gran vacío que la gente utilizaba para hablar. Ahora vamos alternando músicas y ritmos y creo que queda muy bien”, finalizaba Carrascón. - M.S.G.