El legado del relleno

La Cofradía del Relleno de Villava escribe su XIII capítulo con sus nuevos miembros de honor: Isabel Elizalde (consejera), Ignacio Idoate (Alhambra), Ion Bustamante (árbitro) y José Mª Arrasate (Arrasate)

Laura Garde | Iñaki Porto - Lunes, 9 de Abril de 2018 - Actualizado a las 06:02h

Miembros de la Cofradía del Relleno, en el Batán de Villava antes de salir acompañados por los gaiteros hasta la Casa de Cultura, donde se celebró el acto de entronación.

Miembros de la Cofradía del Relleno, en el Batán de Villava antes de salir acompañados por los gaiteros hasta la Casa de Cultura, donde se celebró el acto de entronación. (IÑAKI PORTO)

Galería Noticia

Miembros de la Cofradía del Relleno, en el Batán de Villava antes de salir acompañados por los gaiteros hasta la Casa de Cultura, donde se celebró el acto de entronación.

villava- La Cofradía del Relleno de Villava escribió ayer un nuevo capítulo en su historia. Sus miembros fueron los encargados de poner buena cara al mal tiempo para ensalzar uno de los productos navarros más ancestrales, “poco conocido para algunos y muy querido por ellos”. Como no podía ser de otra manera, su decimotercer encuentro se cerró con la incorporación de cuatro nuevos miembros de honor. Nombrados por la presidenta de la cofradía, María José Nicolai, Isabel Elizalde Arretxea (consejera de Desarrollo Rural, Medio Ambiente y Administración Local), Ignacio Idoate Vidaurre (empresario hostelero, responsable del Restaurante Alhambra), Ion Bustamante López (árbitro internacional de balonmano) y José María Arrasate Olóriz (de panadería Arrasate) juraron difundir el relleno.

La Cofradía del Relleno quiso valorar este año la cercanía de Isabel Elizalde al trabajo y costumbres que se desarrollan en Navarra para poner en valor los productos locales. Ahora, ella espera poder llevar “con toda la dignidad posible” su misión: “Esto es un verdadero placer. Creo que es importante recordar que estamos hablando de un producto con muchos siglos de historia”. De hecho, recalcó “la suerte que tenemos de que haya llegado a nuestros platos”: “Vengo de Santesteban y soy consciente de las horas que pasaban, sobre todo las mujeres, haciendo este producto”, recordó emocionada.

Ignacio Idoate fue elegido cofrade de honor por su trabajo y dedicación a ensalzar los productos locales en todas las variedades en el mundo de la gastronomía. Idoate, que sintió una “gran alegría” el día que recibió la noticia, se define como un defensor de los productos autóctonos por su respeto a la tradición: “Forman parte de nuestra cultura, y hay que cuidarlos. Como ha dicho Isabel, las mayores responsables de que esto haya sido así son las mujeres, quienes han trabajado siempre los productos para conseguir que no caigan en el olvido”. Para el cocinero, la cultura empieza con los niños: “Es la forma de mantener las tradiciones y de recuperar las que se hayan podido perder”.

Ion Bustamante nació en San Sebastián, pero vive en Villava desde hace más de veinte años. Con 17, empezó su trayectoria en el arbitraje de balonmano hasta llegar a actuar en partidos internacionales. “Es difícil que con mi labor tenga este tipo de reconocimientos. Doy gracias de todo corazón;es un honor”, expresó. Su ilusión fue poder compartirlo con sus vecinos y su familia, “que siempre está ahí”. Él subrayó que el relleno es un producto “sano” que puede integrarse en la dieta de un deportista.

El homenaje a José María Arrasate por el desarrollo de su negocio con nuevos productos y fórmulas supone un “mérito” por la labor de muchos años: “Es un premio que dedico a mis hermanos fallecidos;a mi padre, quien dio el primer paso para poner toda la maquinaria en marcha, a mis sobrinos;a todos los que trabajan con nosotros;y, sin duda, a la Cofradía del Relleno”, dijo el empresario. Pese a que dicen que nadie es profeta en su tierra, para él, los navarros “podemos serlo en el sector gastronómico”: “Luego, el éxito solo depende del afán por conseguirlo”, concluye.

celebrarMikel Oteiza, alcalde de Villava conoce las emociones que se sienten al ser cofrade de honor. Ayer aseguró que “es un placer compartir un día tan importante” con los cuatro condecorados, y felicitó a la Cofradía del Relleno por “acertar en su labor con los merecidísimos nombramientos”: “Todos estamos de acuerdo en que cuando hay relleno significa que pasa algo bueno. Antes, era un alimento de fiestas y ocasiones especiales;y hoy estamos aquí para celebrar”, manifestó Oteiza.

Al acto asistieron miembros de cofradías de Navarra, Francia y la Comunidad Autónoma Vasca.

La Cofradía del Relleno fue creada en 2004 por siete vecinas de Villava con un único fin: difundir y ensalzar el papel de la gastronomía navarra, en especial, del relleno.