Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra
Mesa de Redacción

Infumable manipulación

Por Joseba Santamaria - Jueves, 12 de Abril de 2018 - Actualizado a las 06:01h

no. Esparza no dijo a Carlos Herrera en la Cope que Geroa Bai, EH Bildu, Podemos e Izquierda-Ezkerra “justifican los asesinatos de ETA”. Esa fue la frase manipulada que la web de la emisora episcopal le atribuyó públicamente. Esparza sólo acusó a EH Bildu de haber justificado los asesinatos de ETA, lo que, por cierto, es también una falsedad, una mentira más del líder de UPN. Pero se ve que citar sólo a EH Bildu era insuficiente para la Cope y añadió al resto de partidos para, supongo, darle mayor fuerza al tráfico del titular. Que fuera falso era lo de menos. Lo peor es que la misma cuenta oficial de UPN en las redes sociales y alguno de sus más activos agitadores, como Ángel Ansa, dieron por buena la versión manipulada de la web de la emisora y difundieron a Esparza diciendo lo que no había dicho. Lo importante era aprovechar el comodín de ETA para mezclarlo con los partidos del cambio político en Navarra y con el Gobierno de Barkos. Un clásico de estos tres años. De hecho, tampoco Esparza desmintió la falsedad y prefirió dejar que la bola de la manipulación rodase. Finalmente, tuvieron que rectificar y borrar sus mensajes, como también lo hizo la propia Cope, pero la indecente manipulación ya había cumplido sus objetivos intoxicadores. De juzgado de guardia. Y no sólo por su imagen o porque la falsa acusación de justificar los asesinatos de ETA es también una insinuación de un delito grave, sino por las decenas de miles de navarros y navarras que votan a esas siglas. Esos miles de ciudadanos representan hoy la mayoría democrática y legítima de la sociedad navarra, aunque eso no le guste al señor Herrera. Es lo que tiene utilizar el micrófono como utilizaban los púlpitos aquellos curas trabucaires. Y la jerarquía católica, claro, en silencio, mirando a otro lado. El poder terrenal sigue siendo una cuestión de ingresos antes que de valores evangélicos.

Herramientas de Contenido