Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

La universidad suspende al director del máster pero no retira el título a la presidenta

El rector anuncia una auditoría a todos los centros propios e institutos integrados en la Rey Juan Carlos

Sábado, 14 de Abril de 2018 - Actualizado a las 09:51h

pamplona- La Universidad Rey Juan Carlos admite que el máster de derecho público del Estado autonómico que organizaba su Instituto de Derecho Público, donde obtuvo su título Cristina Cifuentes, funcionaba de manera “gravemente irregular”. Así lo anunció el rector, Javier Ramos, tras la investigación interna ahora suspendida después de remitir el expediente a la Fiscalía. El rector anunció que fruto de estas pesquisas suspende de sus funciones “como medida cautelar” al director del Instituto de Derecho Público (IDP), Enrique Álvarez Conde, responsable del máster que supuestamente cursó la presidenta regional, y que no le retirará hasta que halla una decisión judicial.

En su informe presentado ante el Consejo de Gobierno de la Universidad, el rector fija el inicio de las sospechas en las notas del curso, en las que aprecia la existencia de “indicios de la comisión de un delito de falsificación de documento público”, que le llevaron a trasladar sus indagaciones y la documentación existente al Ministerio Público. La decisión, explica, se adoptó después de que se detectaran “versiones contradictorias sobre la veracidad del acta de evaluación del trabajo fin de máster” y de que una de las profesoras que figuraba como firmante reconociera que el tribunal no se reunió y que su firma había sido falsificada.

El propio Álvarez Conde, que defendió por escrito ante el rector que Cifuentes había presentado su Trabajo de fin de máster el 2 de julio de 2012, ha terminado por confesar que el documento se fabricó tras la primera información de eldiario.es sobre las irregularidades.

Tras constatar las irregularidades detectadas en el funcionamiento del Instituto de Derecho Público, y al margen del procedimiento iniciado por la Fiscalía, el rector ha anunciado la puesta en marcha de medidas para retomar “el control del funcionamiento” del organismo para esclarecer su gestión “académica y económica”.

El Instituto de Derecho Público forma parte de la URJC, aunque goza de gran autonomía;tanta que llega a permitirle disfrutar de CIF propio. Al frente siempre ha estado Enrique Álvarez Conde. La investigación de eldiario.es sobre el título de Cristina Cifuentes ha desvelado una manera de actuar en el IDP en el que algunos alumnos podían obtener títulos con un esfuerzo académico escaso y los gestores del organismo conseguían más ingresos económicos.

auditoríaTras estos hallazgos, el rector ha abierto un expediente disciplinario a Álvarez Conde tras las irregularidades detectadas y después de que se haya negado a remitir la memoria de las actividades del Instituto, su gestión y sus cuentas a pesar de que se lo habían exigido. Álvarez Conde también ha sido suspendido en sus funciones como director del Instituto para evitar que interfiera en la investigación.

La URJC ha decidido, además, auditar todas las actividades de sus institutos y centros propios para “verificar que todos los procesos relacionados con la gestión académica y económica se llevan a cabo cumpliendo la legalidad vigente y la ética profesional”.

Además de a Álvarez Conde, la Universidad ha abierto un expediente a Amalia Calonge, la funcionaria que entró en el sistema informático de la Universidad en 2014 para transformar de “no presentado” a “notables” dos calificaciones de Cifuentes. El informe confirma la primera información de eldiario.es sobre el caso y detalla que Calonge “ha podido modificar actas de máster sin pertenecer a la unidad competente para hacerlo y, al parecer, sin autorización y sin comunicación, ni previa ni posterior, al jefe de servicio de dicha unidad”.

El expediente abierto a la funcionaria desmonta así la coartada del “error administrativo” esgrimida por Cifuentes tras el estallido del escándalo. La presidenta madrileña, que llegó a intentar que Calonge recogiera el título del máster en su nombre, también afirmó en sus primeras declaraciones públicas que Calonge estaba habilitada para cambiar las calificaciones. - D.N.

Herramientas de Contenido

Últimas Noticias Multimedia