Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra
La charla

Andrés y Joaquín, Joaquín y Andrés

Por Álvaro Meoqui - Viernes, 27 de Abril de 2018 - Actualizado a las 06:02h

Galería Noticia

s eguramente les habrá pasado alguna vez que hay una persona en su vida que sin saber nada de ella, ni siquiera como se llama, les caerá de maravilla o por alguna razón inexistente les caerá muy mal. Esa impresión de tal persona se convierte en otra en cuanto la conoces y te sorprendes, pero si realmente aciertas te creerás que ya tienes dos cursos de psicología en tu bolsillo.

Yo creo que nunca he oído hablar más de 4 segundos seguidos en mi vida a Belén Esteban, pero a la pobrecita la tengo atravesada y no sé por qué. Me encantaba ver a Eva Hache presentar sus programas y sin embargo me cuentan por otro lado que fuera de cámara es más seca que la mojama. En fin, hasta que no las conozca en persona no cambio mi opinión.

En el fútbol nos pasa exactamente igual. Hay futbolistas o entrenadores que da igual lo que sumen a su currículo que si no nos caen en gracia, poco nos van a sacar. Cristiano, Guardiola, Piqué, Mourinho o Ramos son ejemplos de tíos muy grandes en el fútbol mundial, pero que su póster en la habitación puede ser un santuario o una diana para tirar flechas a sus ojos cada mañana.

Hay futbolistas o entrenadores que da igual lo que sumen a su currículo, que si no nos caen en gracia, poco nos van a sacar

Seguro que no a todos les caen bien, pero hay dos futbolistas que su forma de ser nos hacen pensar a todos que son buena gente y esas flechas cuando menos no irían a sus ojos.

En primer lugar coloco a Andrés Iniesta. El albaceteño que nunca ha roto un plato tiene pinta de ser en la vida como en el campo. Su fútbol hace feliz a la gente incluso si juega en el equipo contrario y su forma de ser nos gusta por igual o más. Andrés vaya donde vaya se hará un hueco entre los grandes.

El otro que nos entusiasma es el sevillano Joaquín. No sé ni cuántos años lleva este tío jugando al fútbol. Cada vez lo hace mejor y es el jefe de ese Betis que a todos nos está maravillando. Entre chistes, bailes, entrevistas y goles este andaluz pinta humor y fútbol con toda la gracia del mundo.

Si realmente las actitudes son contagiosas Andrés y Joaquín o Joaquín y Andrés tienen la llave para un fútbol mejor y más humano.

El autor es técnico deportivo superior

Herramientas de Contenido