los domingos de mayo, junio y julio

Abierta la inscripción para visitar la restauración del claustro de la Catedral de Pamplona

Las visitas son gratuitas y se realizan en tres horarios sucesivos: a las 10, a las 11 y a las 12 horas

EP - Lunes, 30 de Abril de 2018 - Actualizado a las 15:38h

Vista de la Catedral de Pamplona.

Vista de la Catedral de Pamplona. (UNAI BEROIZ)

Galería Noticia

Vista de la Catedral de Pamplona.

PAMPLONA. Tras el interés público generado durante las visitas a las obras de restauración del claustro de la Catedral de Pamplona de febrero, marzo y abril, la Dirección General de Cultura del Gobierno de Navarra abre ahora las inscripciones para los meses de mayo y junio. En concreto, para los domingos 6, 13, 20 y 27 de mayo;3, 10, 17 y 24 de junio;y 1 de julio.

Las visitas son gratuitas y se realizan en tres horarios sucesivos: a las 10, a las 11 y a las 12 horas. Tienen una duración aproximada de una hora. Los visitantes deben ser mayores de 14 años, no tener problemas de movilidad y acudir con calzado cómodo y plano, ya que el recorrido discurre por los andamios de la obra.

Estas visitas se iniciaron en junio de 2017 y han atendido a unas 1.400 personas que han podido conocer de primera mano las obras que se están llevando a cabo, así como acceder a puntos de vista "únicos e irrepetibles".

En el curso de la visita se pueden observar de manera directa los problemas y patologías de los diversos elementos estructurales y decorativos del claustro, así como las soluciones que se aplican en cada caso. Ofrece la posibilidad de disfrutar de detalles que no son visibles en las visitas tradicionales. Además, conforme las obras van avanzando, los puntos de vista se renuevan y los hitos de interés van cambiando, ha informado el Gobierno en una nota.

En este momento, el andamiaje exterior abarca las fachadas de las pandas sur y este, con el lavatorio en su ángulo central, permitiendo la observación directa, por ejemplo, de las magníficas esculturas de los remates de las tracerías, así como sus patologías y necesidades de restauración. Lo mismo ocurre con el resto de los elementos decorativos de estas pandas, las más complejas y ornadas del conjunto.

Las visitas realizadas durante el primer trimestre de este 2018 han recorrido el andamio exterior de las alas este y sur. En el interior, no se ha colocado durante esta fase andamios fijos, por lo que se puede ver completa la puerta Preciosa y los demás elementos escultóricos y pictóricos de estas galerías.

AL RITMO DE LOS PROGRESOS DE LA RESTAURACIÓN

Una vez concluida la intervención en el ala norte y la mitad septentrional de la oriental, se pueden contemplar los resultados finales de la intervención, así como valorar las necesidades de las restantes galerías. Está finalizada la restauración de los tramos englobados entre la puerta del Amparo, en la comunicación del claustro y el templo catedral, y la fachada de la capilla Barbazana.

Desde el punto de vista arquitectónico, se continúa con la labor de consolidación de estribos, pináculos y arcos en una compleja intervención determinada por las múltiples patologías que afectaban a estos elementos expuestos durante siglos a la intemperie y a la lluvia. Las fachadas de las pandas sur y oeste son las que concitaron durante la Edad Media un mayor esfuerzo decorativo, y dado que se trata de la cara norte del conjunto, varían significativamente los tipos de daños hasta ahora observados: aparece de manera generalizada el biodeterioro en los alzados, se intensifica el deterioro producido por la exposición a la lluvia, el hielo y el aire y esto desemboca en que haya zonas en las que la piedra ha perdido mucho volumen. En consecuencia, los daños provocados por la humedad y la intemperie son más profundos y afectan a más elementos, ha añadido el Ejecutivo.

En el interior de la galería sur, tras la limpieza superficial, un equipo láser ha comenzado a retirar la costra de suciedad de la puerta Preciosa, uno de los conjuntos escultóricos más significativos del claustro catedralicio, y dentro de la iconografía gótica, uno de los ciclos narrativos sobre la muerte de la Virgen más rico y complejo.

COLABORACIÓN INSTITUCIONAL

Las obras de restauración del claustro de la Catedral se llevan a cabo tras el convenio suscrito el 31 de mayo de 2016 por el Gobierno de Navarra, el Arzobispado de Pamplona y Tudela, la Obra Social La Caixa y la Fundación Caja Navarra.

El convenio acordó la realización de los trabajos en varias etapas, entre 2016 y 2020, con un presupuesto total estimado de 3.800.000 euros, en los que se incluyen el proyecto de divulgación y difusión de las obras. Por su parte, la redacción de los proyectos y la dirección de la obra corren a cargo de los técnicos del Servicio de Patrimonio Histórico de la Dirección General de Cultura.

EL CLAUSTRO GÓTICO

El claustro gótico de la Catedral y las dependencias canonicales que lo flanquean constituyen uno de los conjuntos más hermosos y ricos de la arquitectura medieval europea, ha indicado el Gobierno foral. De planta cuadrada y edificado durante casi dos siglos (1277-1472), se alza en torno a un jardín central. Cada lado se cierra con series de arcos apuntados con bellas tracerías y gabletes en los remates. Los pilares se refuerzan al exterior mediante profundos estribos rematados por pináculos y gárgolas, que enmarcan los estilizados y complejos maineles y rosas de las tracerías.

Al interior, cada crujía se cubre por bóvedas de crucería en cuyas claves se representan los meses del año, los vientos, algunos ríos, escenas del Nuevo Testamento y santos. Por su parte, los capiteles llevan finísima decoración vegetal y un amplio repertorio de escenas de la vida de la época, animales o pasajes del libro del Génesis. Los muros del fondo de cada crujía están especialmente enriquecidos con laboriosas portadas de escultura monumental policromada o sepulcros bellamente adornados con pinturas y escultura.

Más sobre Cultura

ir a Cultura »