El Zinemaldia cambia de imagen para alcanzar mayor visibilidad internacional

TGA ha creado la nueva marca del festival de Donostia, que pasa a ser ‘SSIFF’

Viernes, 4 de Mayo de 2018 - Actualizado a las 06:03h

Presentación de los distintos carteles, ayer en Donostia.

Presentación de los distintos carteles, ayer en Donostia. (Foto: Juan Herrero (Efe))

Galería Noticia

Presentación de los distintos carteles, ayer en Donostia.Cartel de Perlas.Cartel de la 66ª edición.

San Sebastián- La famosa Concha del Festival de San Sebastián que da nombre y forma a los principales premios y es parte de su imagen desde hace más de tres décadas ha simplificado sus trazos. Se moderniza para lograr mayor visibilidad, un aspecto clave ante el mercado internacional.

Los responsables del certamen comenzaron a pensar hace ya cuatro años en adecuar su logotipo no solo porque lo veían “de otra época”, sino porque presentaba “un problema grave de visibilidad”, explicó ayer el director del Festival, José Luis Rebordinos, en un acto en Tabakalera. La solución ha llegado de la mano del estudio donostiarra TGA, a quien el Zinemaldia encomendó crear el nuevo emblema, al que acompaña el acrónimo SSIFF (San Sebastian International Film Festival) y el nombre del certamen en euskera, castellano e inglés. “Queremos ser SSIFF internacionalmente, que se nos identifique”, destacó Rebordinos. Y añadió que están muy satisfechos, ya que el estudio de diseño ha cumplido el encargo “al cien por cien”, aunque advirtió de que “el salto es complicado y tiene unos costes”, por lo que la imagen se irá aplicando a los nuevos soportes en el plazo de dos años, y “algunas cosas aguantarán más que otras”. Las conchas de oro y plata que se entregan a los ganadores se cambiarán también “poco a poco”. “Hay que ver qué existencias tenemos”, apostilló.

La nueva Concha minimalista fue presentada ayer junto a los carteles de la próxima edición, la número 66, excepto el de la Sección Oficial, que “habla en femenino” y que está pendiente de la obtención de los derechos para el uso de la imagen que aparece en él.

por coloresLas diferentes secciones se distinguen cada una con un color, con una “coherencia gráfica” que el certamen aspira a mantener durante muchos años. Que Horizontes Latinos lleve el color amarillo, o Perlas tenga fondo azul, es una manera de que las secciones “preserven su identidad”. Savage Cinema, espacio no competitivo dedicado a la aventura y los deportes de acción, desaparece del festival tras cinco ediciones. Esta sección se va a “repensar” y no se descarta retomarla más adelante aunque “renovada”.

El que cambia de nombre es el Encuentro Internacional de Estudiantes de Escuelas de Cine, que pasa a llamarse Nest Film Students. Se juega con el vocablo nest, nido en inglés, porque además contiene el “est” de estudiantes y la “n” de nuevo y fonéticamente también suena a “next”, próximo en inglés.

La 66ª edición, que se celebrará del 21 al 29 de septiembre, tendrá confirmado entre el 70 y el 80 % de su programación a mediados de junio. Aunque el director del Zinemaldia no adelantó ningún detalle, sí dijo que el año se prevé “muy interesante”, ya que muchas películas han quedado fuera de Cannes, el gran mercado cinematográfico, al no estar aún terminadas, por lo que para los festivales que se celebran en el último cuatrimestre del año puede haber una buena cosecha.

Rebordinos presentó el acto junto a Ruth Pérez de Anucita, directora de comunicación, una de las mujeres en puestos de responsabilidad del Festival, que cuenta además con dos subdirectoras, una directora financiera y con mujeres al frente de ocho de sus nueve departamentos. - Efe