La plaza de los Fueros, nueva zona cardioprotegida

Tudela cuenta, en la actualidad, con seis desfibriladores en espacios de uso público

Domingo, 6 de Mayo de 2018 - Actualizado a las 06:02h

El nuevo desfibrilador está instalado en los porches de la plaza de los Fueros.

El nuevo desfibrilador está instalado en los porches de la plaza de los Fueros. (Foto: J.A.M.)

Galería Noticia

El nuevo desfibrilador está instalado en los porches de la plaza de los Fueros.

tudela- Instalar un desfibrilador en la plaza de los Fueros de Tudela era una de las prioridades en las que venía trabajando desde hace tiempo la Asociación Tudela Ciudad Cardioprotegida y el pasado viernes por fin se hizo realidad. Según explicó el secretario de este colectivo, Luis Segura, “es el primer DESA (Desfibrilador Externo Semiautomático) que coloca la asociación como tal y debía estar en este espacio porque, aunque existe uno en la Casa Consistorial y otro en un punto relativamente cerca, no había ninguno disponible en la plaza, siendo el lugar más concurrido de la ciudad”.

En la actualidad, Tudela cuenta con unos 50 aparatos de reanimación, de los que alrededor de 40 se encuentran ubicados en el núcleo urbano. Seis de ellos están disponibles durante las 24 horas del día. Cinco están ubicados en diferentes puntos de la ciudad: avenida Central, plaza del Padre Lasa, calle Peñuelas (junto a la sede de Protección Civil), Casa Consistorial y plaza de los Fueros. El sexto es el desfibrilador portátil que utiliza la Policía Municipal.

Pese a contar con seis desfibriladores en espacios de uso público, Segura señaló que todavía quedan zonas por reforzar. “Estaría bien que la estación intermodal y el Palacio de Justicia contarán con uno y habría que intentar colocar un DESA en la zona del IES Benjamín de Tudela, un lugar donde reside mucha gente”.

En la presentación del desfibrilador de la plaza de los Fueros, participó también Javier Landíbar, director técnico de IDM medical, empresa que ha instalado 24 aparatos en la ciudad y que se encarga también de su posterior mantenimiento. “El que hemos instalado en la plaza es un DESA tecnológicamente puntero y se puede utilizar en personas de cualquier edad, algo muy importante. Estará disponible las 24 horas, y al acceso de cualquiera. Estos desfibriladores tienen autonomía propia: teléfono para llamar al 112, baterías...”, aseguró Landíbar, que recordó que “se han unificado los aparatos y ahora todos los que hay en la calle son iguales”. - J.A. Martínez