Nunca, pero a veces sí

Por Tomás de la Ossa - Martes, 8 de Mayo de 2018 - Actualizado a las 06:02h

El momento más divertido del Clásico no se produjo en el partido sino después de acabar, cuando le pusieron un micro delante a Butragueño y le preguntaron por la actuación de Hernández Hernández: “Nunca hablamos de los árbitros, pero...”. Y comenzó a darle estopa. A su relamida manera, pero estopa. Y es que cuando los colegiados te benefician casi siempre es muy útil decir que nunca enjuicias su labor, pero cómo resistir la tentación el día que te han marcado un gol previa falta alevosa de Suárez y te han escamoteado un penalti tan claro como el que le hicieron a Marcelo. Que hasta el Buitre, ese señor que va siempre vestido de señor más mayor y que parece que habla bajito por no molestar, tenía que desahogarse con la evidencia de que les habían choriceado la victoria. Hemos buscado sus declaraciones sobre los arbitrajes ante Juventus y Bayern y, qué sorpresa, no dijo nada, que él es muy respetuoso y de los colegiados nunca habla.