Policía Local y Foral , en la prevención de los accidentes de bicicleta

Incidieron en la importancia del casco, de bajarse en los pasos de cebra y repartieron 500 juegos de luces en una campaña en Barañáin

Laura Garde | Oskar Montero - Martes, 8 de Mayo de 2018 - Actualizado a las 06:01h

La confluencia entre las avenidas de Pamplona y Plaza Norte fue el escenario del primer control preventivo.

La confluencia entre las avenidas de Pamplona y Plaza Norte fue el escenario del primer control preventivo.

Galería Noticia

La confluencia entre las avenidas de Pamplona y Plaza Norte fue el escenario del primer control preventivo.

barañáin- Agentes de la Policía Foral y la Policía Local de Barañáin participaron ayer en el primer control preventivo de uso de la bicicleta que la Estrategia Navarra de Seguridad Vial ha puesto en marcha hasta el próximo domingo, 13 de mayo. Durante toda la semana, en diferentes puntos del municipio, informarán a los ciclistas sobre las normas y recomendaciones que deben seguir en sus recorridos por centros urbanos. “Es la segunda vez que se realiza la iniciativa. Da continuidad a la campaña Vive en bici de forma segura, presentada el año pasado por la consejera de Presidencia, Función Pública, Interior y Justicia, María José Beaumont”, explicó Eugenio Vila, jefe de la Sección de Tráfico y Seguridad Vial del Gobierno de Navarra.

Situados ayer en la confluencia entre las avenidas de Pamplona y Plaza Norte, su objetivo se centraba en la concienciación: “Queremos prevenir y reducir el número de accidentes de tráfico en los que puedan estar implicadas bicicletas. En 2017, la cifra ascendió a 108, con dos víctimas mortales y 15 heridos graves”.

Los carriles bici se han adueñadode ambas calles. En caso de ir por la acera, con la obligación de circular por ellos, la ordenanza les exige también llevar dos luces: una blanca delantera y otra roja trasera. “Aunque ya son muchos los que las llevan, como parte de la campaña regalamos hasta 500 juegos de luces para quienes no lo hacen”, especifica Daniel Cano, jefe de Policía Municipal de Barañáin. Uno de los puntos negros para los ciclistas, y que preocupa a los agentes, son los pasos de cebra, donde se producen una gran parte de los accidentes: “Los ciclistas tienen que bajarse de la bici para pasar por los pasos de cebra, y muchos no lo hacen. Pasan rápido y como si tuviesen preferencia, y no es así. Son un vehículo más”, añade. En cuanto al casco, pese a que por carretera deben llevarlo todos, por vías urbanas solo es obligatorio para los menores de 16 años: “Por supuesto, es recomendable siempre, da igual la edad. Un casco puede salvar una vía”, termina Cano, mientras incide en el uso de prendas claras y reflectantes para ser vistos. Estas normas y recomendaciones las han recogido en un tríptico distribuido entre los ciclistas que participan en los controles preventivos, que además intentan evitar distracciones -no usando móvil ni auriculares- y el consumo de alcohol o drogas.

Tanto para el Gobierno de Navarra como para los agentes, la bicicleta es un medio de transporte limpio, rápido, barato y sostenible cuyo papel en la movilidad de muchas ciudades del mundo aumenta cada año: “Aquí, cada vez hay más gente que se mueve en bici, es muy cómoda para las distancias cortas. Pero a la vez que se incrementa su uso, aumenta el número de accidentes. Por ello, las luces, el casco, el timbre y los controles de alcoholemia son una manera de potenciar la seguridad”, recalca Cano, haciendo hincapié en la importancia de estar informados.

los ciclistasPor su parte, los ciclistas, agradecidos por la presencia de carriles bici, califican de una “buena idea” la iniciativa. “Muchas veces vamos en bici muy alegremente, sin ser conscientes de los peligros que puede llegar a acarrear”, expresó uno de los primeros ciclistas que pasó por el control preventivo. “Llevamos a nuestras hijas, de 7 y 4 años, al cole en bici. Así que estas campañas nos parecen imprescindibles. Todos tenemos que aprender”, manifestaron Juan y Maitane.