Mesa de Redacción

También voy de negro

Por Alicia Ezker - Sábado, 26 de Mayo de 2018 - Actualizado a las 06:02h

Cada viernes, y ya van cinco, los y las profesionales de la televisión pública visten de negro. Lo hacen dentro y fuera de los platós, delante y detrás de las cámaras, haciendo del uso de este color toda una declaración de intenciones de que la televisión pública no es de ningún color político. No es una vuelta a la televisión en blanco y negro. Es todo lo contrario. Es alertar del peligro de retroceder hacia otra época. Es reivindicar la pluralidad y la libertad de información, la realidad multicolor, la ética profesional. Es su manera de decir basta, de tratar de frenar la censura y la manipulación a la que se ven sometidos, de parar el intolerable control político de su quehacer diario. Es su manera de luchar por lo que es la razón de ser de su labor periodística: una RTVE independiente y plural que garantice el derecho a la información de todos los ciudadanos y ciudadanas. Sus denuncias han llegado al Parlamento Europeo, que ha pedido explicaciones al Gobierno. Hay tantos ejemplos de manipulación reciente que sobran las razones para sumarnos al negro y fundirnos en esa reivindicación que no es suya sino de toda la sociedad, que debemos velar para que la televisión pública no sea un instrumento al servicio de intereses partidistas. Hay muy buenos profesionales detrás de esta campaña, periodistas valientes que no han dudado en vestirse de negro para recordarnos que sin periodismo libre no hay democracia.