Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

El cambio ve demasiados intereses políticos en la marcha del 2-J

Lamenta los “falsos” argumentos que utilizan UPN y PP para pedir que la gente salga a la calle

Martes, 29 de Mayo de 2018 - Actualizado a las 06:01h

Manifestación en favor de la bandera de Navarra, el pasado 2 de junio de 2017.

Manifestación en favor de la bandera de Navarra, el pasado 2 de junio de 2017. (Foto: Javier Bergasa)

Galería Noticia

Manifestación en favor de la bandera de Navarra, el pasado 2 de junio de 2017.

pamplona- Con todo el respeto para los manifestantes, pero con la sensación de que detrás de la marcha contra la equiparación de derechos lingüísticos convocada para el sábado en Pamplona subyacen demasiados intereses políticos por parte de UPN, PP y en menor medida el PSN, que no organiza la protesta pero que sí asistirá. Es la reflexión principal que ayer lanzaron tras la Mesa y Junta los portavoces de las fuerzas del cambio, al contrario que la llamada a la participación que solicitó la oposición.

Koldo Martínez, de Geroa Bai, reiteró “todo el respeto” que le merecen los asistentes, pero consideró que “no hay ningún motivo para ir en contra de la política lingüística”. “Se basan en mentiras y falsedades”, aseguró, equiparando la marcha con la los símbolos del año pasado. En la línea del respeto a todas las reivindicaciones en la calle también se mantuvo Adolfo Araiz, de EH Bildu. Pero recurrió a los datos para desmontar el fundamento de los convocantes. “Sin contar los docentes del modelo D, solo 148 empleados públicos de casi 23.000 tienen plaza con requisito de euskera, por lo tanto la discriminación la sufren los ciudadanos navarros vascohablantes”, subrayó. A su juicio, hablar de “imposición” es “falso”. Es “una excusa”, aseguró, porque “hay un objetivo político por parte de las fuerzas del viejo régimen para demostrar que están vivas”. También Laura Pérez, de Podemos, discrepó de los argumentos para la convocatoria y lamentó que el PSN le dé su apoyo cuando en 1980 “abogó por la oficialidad” del euskera. Marisa de Simón, de I-E, destacó que su coalición “no apoya” la movilización “porque no tiene que ver con el euskera sino con UPN, la derecha y el bipartidismo, que han demostrado que no pueden hacer oposición y se dedican a convocatorias de este tipo”. “El Parlamento no ha aprobado ninguna modificación de la ley del euskera ni regulación que lo imponga”, cerró.

Por su parte, Javier Esparza, presidente de UPN, animó a todos los ciudadanos a “participar para defender sus derechos y la igualdad de oportunidades”. También en este caso se hizo la víctima para denunciar una especie de campaña de boicot que estaría llevando a cabo el Gobierno para “faltarle el respeto a miles de ciudadanos con difamaciones”. La popular Ana Beltrán animó a “una asistencia masiva” a la manifestación por parte de “todos los navarros que creen en la libertad lingüística y están en contra de la imposición del euskera”. Y María Chivite, del PSN, garantizó su presencia porque “no comparte” la política lingüística de este Gobierno.- D.N.