Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

La joven de Pozoblanco denuncia que ‘La Manada’ la grabó

Pidió declarar para que no sean absueltos del delito contra la intimidad, como ocurrió en Pamplona

Miércoles, 30 de Mayo de 2018 - Actualizado a las 06:01h

pamplona- La joven de 21 años que denunció abusos sexuales que presuntamente cometieron sobre ella en mayo de 2016 cuatro de los cinco jóvenes de La Manada declaró ayer de nuevo , por tercera vez, ante la juez del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 1 de la localidad cordobesa de Pozoblanco, en esta ocasión para ampliar su denuncia previa y manifestar que en ningún momento conocía que había sido grabada durante el trayecto en coche en el que sufrió diversos tocamientos cuando se encontraba en un estado de semiinconsciencia. De esta forma, la joven incorpora a la causa indicios de un presunto delito contra la intimidad y no ocurrirá como en el caso de Sanfermines donde el tribunal absolvió a los acusados de haber grabado a la joven de Madrid porque justificó que no había denunciado estos hechos y que no se incorporaron en el auto de procesamiento del juez instructor. En este causa, a principios de febrero, tres de los cuatro jóvenes investigados por estos hechos ocurridos en el vehículo de uno de ellos, tras acudir a la feria del municipio cordobés de Torrecampo, se acogieron a su derecho a no declarar en relación al vídeo que grabaron en el coche. En concreto, la juez de Primera Instancia e Instrucción número 1 de Pozoblanco citó a declarar por videoconferencia a Jesús Escudero Domínguez, Antonio Manuel Guerrero Escudero y Alfonso Jesús Cabezuelo Entrena, quienes viajaban en el vehículo junto a José Ángel Prenda Martínez, que ya fue llamado a declarar en este caso anteriormente.

Además, la joven afirmó en su comparecencia de ayer a preguntas de la Fiscalía que no conocía a ninguno de los investigados con los que se subió a bordo del vehículo para regresar a Pozoblanco. Y también aclaró que en ningún momento dio su consentimiento para que los procesados difundieran la grabación que le habían efectuado en el interior del turismo, cuando se encontraba en el asiento central de la parte trasera del coche. Tampoco se intercambió el móvil con ninguno de los acusados. Las defensas quieren impugnar el informe de la Policía Foral que a través del análisis de teléfonos de La Manada halló los abusos cometidos y grabados en Pozoblanco. - E.C.