comunicado conjunto de Bildu y Geroa Bai

Tildan al edil de Cambiando Huarte de “tonto útil” de la oposición

EH Bildu y Geroa Bai critican a Espinosa tras acusar al alcalde de prevaricación y pedir su reprobación

Mikel Bernués / Oskar Montero - Miércoles, 30 de Mayo de 2018 - Actualizado a las 06:02h

La última sesión plenaria celebrada en Huarte, el pasado mes de marzo.

La última sesión plenaria celebrada en Huarte, el pasado mes de marzo. (Oskar Montero)

Galería Noticia

La última sesión plenaria celebrada en Huarte, el pasado mes de marzo.

huarte- Hace un año aprobaba con EH Bildu y Geroa Bai “los mejores presupuestos de la historia de Huarte”. Un poco más tarde, en septiembre de 2017, anunciaba su dimisión como miembro de la Junta de Gobierno y edil de Vivienda “cumplidos con creces los objetivos que nos habíamos propuesto al principio de la legislatura” y con ánimo de “renegociar” su estatus en el organigrama municipal. Y ahora el concejal de Cambiando Huarte, Fran Espinosa, se ha convertido a juicio de EH Bildu y Geroa Bai, partidos que forman la Junta de Gobierno local, en un “tonto útil” que le hace el caldo gordo a la oposición.

La reacción de ambas formaciones, que emitieron ayer un comunicado conjunto, llega después de que Espinosa haya presentado para el pleno que se celebra hoy -y que se presume movido- una moción para reprobar al primer edil Alfredo Arruiz (EH Bildu) a cuenta de un préstamo para hacer frente a una sentencia sobre Ollokilanda. Actitud que ha terminado de crispar los ánimos de los que eran sus socios.

En su texto los dos partidos denuncian la actitud de Espinosa, “que desde hace meses está haciendo todo lo posible por dinamitar el cambio en Uharte”, además de exigirle “una rectificación ante las falsas acusaciones de prevaricación que ha lanzado recientemente y que como colofón ha sido la presentación de una moción de reprobación del alcalde, en una campaña concertada con GIH y PP”, dicen.

Para EH Bildu y Geroa Bai, “el concejal vinculado a Podemos en Uharte está haciendo de tonto útil de la oposición al presentar la moción, cuyo trasfondo no es otro que el puro interés electoralista. Una moción sin fundamento y que hace el trabajo sucio a GIH y PP, y cuyo ataque al cambio político consideramos inadmisible”.

que hable podemos navarraAdemás de la crítica a Espinosa, EH Bildu y Geroa Bai elevan su queja y emplazan “a Podemos Navarra para que se posicione acerca de una persona que forma parte de su estructura y que incluso fue candidato a Secretario General de la formación”, señalan.

Por último, “ante las prácticas de acoso personal, así como las acusaciones de prevaricación e ilegalidades realizadas sin base jurídica alguna, ambos grupos se reservan el derecho de emprender acciones legales de persistir en esa actitud”.

la cuestión de fondoEl viernes pasado el Grupo Independiente de Huarte, principal partido de la oposición con cuatro representantes, envió una nota en la que denunciaba que el alcalde incumplía un acuerdo de Pleno “relativo a la suscripción de un préstamo de 800.000 euros con una entidad bancaria de cara a hacer frente a determinados pagos derivados de la cuenta de liquidación del polígono Ollokilanda-Urbi”. GIH criticaba que “este préstamo no se ha concertado por una orden expresamente dada por el alcalde”, actitud que tacharon de “antidemocrática y caciquil”, además de perjudicial para los intereses económicos del municipio.

Espinosa recogió el testigo dos días más tarde al entender que “nos encontramos con un primer edil que, retrotrayéndonos a tiempos predemocráticos, actúa de manera cesarista y con un absoluto desprecio de la voluntad popular y de la capacidad de decisión que corresponde colegiadamente a esta Corporación”. Y anunció la moción de reprobación a Arruiz “por su manifiesto incumplimiento del acuerdo plenario”, su “grave infracción del derecho de participación de la ciudadanía en los asuntos públicos” y el “menoscabo que su temeraria actuación ha causado al erario público”.

Una sentencia judicial obliga a Huarte y Esteribar a devolver a los propietarios del polígono de Ollokilanda, antes del 18 de junio, cerca de 1,3 millones de euros (más intereses) por cuotas de urbanización en proporción a su porcentaje de término municipal en el polígono. “Consideramos que la mejor forma de salvaguardar los intereses de las y los uhartearras será contratar ese crédito cuando sea imprescindible y no antes”, explica EH Bildu en un comunicado en el que anima a sus bases a acudir al Pleno para defender “la gestión de un alcalde que no quiere regalar dinero a los bancos”. Un crédito, dicen además, que “podría no necesitarse”.