El M5S se abre de nuevo a negociar un gobierno con la Liga mientras Italia espera

El tecnócrata Cottarelli, que cuenta con el rechazo del parlamento, sigue sin proponer su Ejecutivo al presidente

Laura Serrano-Conde - Jueves, 31 de Mayo de 2018 - Actualizado a las 06:01h

Carlo Cottarelli ultima los detalles de su posible lista de Gobierno.

Carlo Cottarelli ultima los detalles de su posible lista de Gobierno. (Foto: Efe)

Galería Noticia

Carlo Cottarelli ultima los detalles de su posible lista de Gobierno.

Roma- El líder del Movimiento Cinco Estrellas (M5S), Luigi Di Maio, propuso ayer a la Liga acordar el nombre de otro candidato a ministro de Economía, tras el veto del presidente de Italia, Sergio Mattarella, al euroescéptico Paolo Savona, mientras el país espera sumido en la incertidumbre. “O se va a votar inmediatamente, sin gobiernos tecnócratas y sin perder tiempo, o hacemos que arranque este gobierno del cambio, eligiendo a otra persona (...) para ministro de Economía”, dijo Di Maio en un vídeo publicado en la red social de Facebook.

Se trata del enésimo giro político que se produce en los últimos días en Italia, que permanece sin que los partidos logren impulsar un Gobierno desde las elecciones generales del 4 de marzo. El M5S y la Liga negociaron durante las últimas semanas un Ejecutivo, habían firmado un programa político conjunto, elegido al jurista Giuseppe Conte como primer ministro y acordado una lista de ministros.

Crítico con la política alemanaEn ese equipo de Gobierno se incluía el nombre de Savona, de 81 años, una figura crítica con el euro y con la política económica de Alemania, que fue rechazado por Mattarella, quien alegó que su deber era “proteger los ahorros de los italianos” y mantener la confianza de los inversores. El jefe del Estado imposibilitó así este Gobierno, formado por dos fuerzas que juntas habían obtenido más del 50% de los votos en las urnas, y encargó el lunes la configuración de un Ejecutivo en el país al exdirectivo del Fondo Moneratario Internacional (FMI) Carlo Cottarelli, que desde entonces ultima los detalles de su posible lista de ministros del agrado de Mattarella.

“Si se echa para atrás a un solo nombre del equipo, el Ejecutivo no tiene sentido”

Matteo Salvini

Líder de la Liga

Ayer Cottarelli y Mattarella se reunieron en dos ocasiones y los medios italianos publicaron que habían acordado esperar para ver cómo evolucionan los acontecimientos y si el M5S y la Liga proponen al presidente de Italia una lista de ministros que goce de su beneplácito. Y es que el Gobierno tecnócrata de Cottarelli tiene muy pocas probabilidades de obtener la confianza en el Parlamento, pues la mayoría de los grupos han afirmado que votarán en contra o se abstendrán.

Si Cottarelli forma Gobierno y este no obtiene los apoyos precisos en las cámaras, dimitirá de inmediato y se mantendrá en funciones hasta que el país celebre nuevas elecciones.

Di Maio reiteró ayer que su formación no apoyará ese Gobierno porque no ha sido votado por los italianos. En lugar de eso, volvió a tender la mano a la Liga para que juntos gobiernen el país y de hecho fue recibido por Mattarella durante la tarde en el Palacio del Quirinal, sede de la Jefatura del Estado, aunque abandonó el edificio sin hacer declaraciones a los medios.

Por su parte, Salvini respondía de inmediato a este ofrecimiento diciendo que “si se echa para atrás a un solo hombre del equipo de Gobierno, el Ejecutivo no tiene sentido”. Salvini realizó durante el día varios actos con sus votantes en distintas ciudades del centro y norte de Italia, en los que pidió que se convoque a los italianos a las urnas lo antes posible. “Como Liga hemos hecho de todo para formar un Gobierno para este país .(...) O nos aprueban el programa y el equipo de gobierno que hemos presentado o que hagan otro y vamos a votar”, señaló Salvini en un acto organizado en el municipio de Sarzana, cerca de Pisa. “Mi llamamiento es este, que Sergio Mattarella nos diga la fecha del voto y los italianos hagan justicia sobre lo que ha sucedido”, dijo en otro evento en Pisa.

crisis financieraItalia está sumida en una grave crisis de Gobierno y en un clima de incertidumbre que ha llevado a las pérdidas a la Bolsa de Milán, aunque ayer la plaza lombarda mantuvo un rumbo alcista y cerró con ganancias del 2,09 %. La prima de riesgo, que mide el diferencial entre el bono alemán a diez años y el italiano en el mismo periodo, superó el martes los 300 puntos básicos pero ayer había bajado hasta los 252.