Embega duplica en cinco años su facturación y prevé llegar a 11,6 millones en 2019

La cooperativa, del Grupo Mondragon, pasa de 75 empleados en 2013 a 125

R. Usúa - Miércoles, 6 de Junio de 2018 - Actualizado a las 06:02h

Parte de la plantilla de Embega, con representantes del Gobierno, Sodena, Laseme y Anel.

Parte de la plantilla de Embega, con representantes del Gobierno, Sodena, Laseme y Anel. (Foto: D.N.)

Galería Noticia

Parte de la plantilla de Embega, con representantes del Gobierno, Sodena, Laseme y Anel.

villatuerta- La cooperativa Embega, situada en el polígono de Villatuerta y perteneciente al Grupo Mondragon, ha conseguido duplicar su facturación desde el año 2013 y prevé llegar en 2019 hasta los 11,6 millones de euros. Así mismo, espera crecer otro 10% en lo que se refiere a plantilla, pasando de los 113 trabajadores actuales a 125 en cuestión de un año, dato espectacular teniendo en cuenta que hace un lustro el número de empleados era de 75.

Para seguir creciendo en empleo, productividad y en el desarrollo de líneas de negocio a través de la ingeniería avanzada y la innovación se van a invertir hasta 2020 dos millones de euros más, según las cifras aportadas ayer durante una visita a la fábrica del vicepresidente de Desarrollo Económico del Gobierno de Navarra, Manu Ayerdi, y de Izaskun Goñi, directora general de Política Económica, Empresarial y Trabajo. También acudieron a la visita representantes de Sodena, de la Corporación Mondragon, de Laseme y de la asociación empresarial Anel.

El director gerente de Embega, José Antonio Molina, explicó a modo de introducción que la empresa, -fundada en el año 1971-, se dedica al diseño, ingeniería y fabricación de componentes y soluciones específicas para los sectores domésticos e industriales, así como a la serigrafía avanzada. Igualmente, precisó que las inversiones previstas para el periodo 2018-2020 se concentrarán en una tercera línea de producción de mecanizado esmerilado de alta capacidad, además de invertir en metrología, láser y automatización.

De esa forma, se sigue en la línea de crecimiento de los últimos años. Y es que, entre 2015 y 2017 ya se invirtieron otros dos millones de euros para mejorar la productividad y crear empleo, otros 20 puestos de trabajo. Se pusieron en marcha dos líneas de mecanizado y esmerilado de piezas, dos instalaciones automáticas de montaje y una nueva depuradora cumpliendo con el compromiso medioambiental de la cooperativa, que forma parte del área Industria en la División de Componentes del Grupo Mondragon.

Embega, que en 2013 atravesó un momento complicado con el cierre de su principal cliente, Fagor, supo reorientar su actividad contando con el respaldo de la Corporación y de los propios socios-trabajadores. Consiguió estabilizar y crecer en su línea de metales estéticos (con más clientes y productos de mayor valor añadido) y además, lograron ampliar, diversificar e innovar en serigrafía avanzada a partir de nuevas soluciones en estanqueidad y en la relación persona-máquina.

Con la ayuda también de un préstamo participativo de Sodena de 700.000 euros para el Plan Industrial, se ha dotado de mayor valor añadido a la acción comercial (cuentan con ingenieros comerciales), se han realizado inversiones para mejorar la productividad y se han desarrollado nuevas líneas de I+D+i, potenciando la internacionalización. Eso ha permitido que Embega pase de facturar 4,9 millones de euros en 2013 a 9,2 en 2017, esperando llegar este año a 10,2 y en 2019 a 11,6 millones con un “crecimiento estable y robusto”, en palabras de José Antonio Molina. En la actualidad, las ventas en el exterior suponen el 55% de su facturación, sobre todo en Alemania y Francia.