lanzador de jabalina del grupompleo

Nicolás Quijera: “Mi principal objetivo es disputar los Juegos Olímpicos de Tokio de 2020”

El atleta navarro Nicolás Quijera consiguió el pasado jueves una marca de 80.21 metros, registro que le abre las puertas para disputar el próximo Europeo de Berlín

Diego Eusa / Mikel Saiz - Jueves, 14 de Junio de 2018 - Actualizado a las 06:02h

El atleta navarro Nicolás Quijera

El atleta navarro Nicolás Quijera (Mikel Saiz)

Galería Noticia

El atleta navarro Nicolás Quijera

PAMPLONA- El atleta navarro Nicolás Quijera (Pamplona, 24-06-1996) se convirtió en la madrugada del pasado jueves en el segundo atleta español que logra supera la barrera de los 80 metros en lanzamiento de jabalina, marca que en un principio le abre las puertas para disputar el Europeo de Berlín que tendrá lugar del 7 al 12 de agosto.

El navarro, que ha estado alternando sus estudios de Economía en la Universidad Estatal de Missi-ssippi con el atletismo, se despidió de la competición americana en la final de la NCAA Division I con una marca de 80.21 metros, superando de esta manera la última marca conseguida, de 79.75 que logró el pasado 13 de abril en el mitin de Knoxville, dentro del Circuito Universitario de Estados Unidos. La nueva marca conseguida le da el billete para disputar el Europeo de Berlín que se disputa el próximo mes de agosto.

A sus 21 años, su progresión le ha permitido ir batiendo récords desde 2015, hasta el punto en el que ha conseguido el récord navarro de lanzamiento de jabalina y una segunda posición en el ranking nacional histórico, superado por 40 centímetros por el eibartarra Oier Jainaga, que en febrero estableció el récord a nivel nacional con una marca de 80.64.

El Europeo de Berlín es solamente el principio para este atleta navarro que no parece tener límite su techo y, mirando al horizonte, sueña con poder conseguir la marca mínima que le permita estar en los Juegos Olímpicos de Tokio de 2020, que a diferencia de los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro, la barrera para los participantes en lanzamiento de jabalina no estará en 83 metros.

En esta ocasión se va a aplicar un sistema diferente, en el que se establecerá un ranking con las cinco mejores marcas, además de una barrera de puntos, con el objetivo de potenciar el deporte.

Nada de lo que se deba preocupar Quijera, viendo la progresión que el atleta navarro está consiguiendo en estos últimos años.

Bueno, Nicolás, con esta última competición despide los estudios universitarios en Estados Unidos.

-Sí, era ya la última competición con la Universidad de Arizona y ya vuelvo para casa, a la normalidad.

¿Cómo valora su etapa allá?

-Muy positiva, no solo a nivel deportivo sino también a nivel personal ha sido una experiencia muy buena.

Centrándonos en lo deportivo, los compañeros en la Universidad de Mississippi le han ayudado a progresar, solo hay que ver que sus últimos registros han ido incrementando poco a poco.

-Sí, he tenido dos compañeros con los que ha sido perfecto entrenar, que no solo estaban ahí día tras día compitiendo, sino que también me han ayudado a mejorar mi técnica, algo que también ayuda. Además se han convertido en dos buenos amigos. Todo esto ayuda.

Para ver un ejemplo de la mejora, desde 2015 ha ido batiendo poco a poco el récord navarro en lanzamiento de jabalina hasta llegar a la marca conseguida de la semana pasada.

-Sí, desde que lo batí en 2015 todos los años se ha visto una mejora. Esto es la parte positiva del trabajo que hay detrás, que voy mejorando y subiendo poco a poco. Pero hay que seguir y a partir de ahora hay que continuar entrenando y mejorando para seguir así durante los próximos dos o tres años.

El haber pasado la barrera de los 80 metros, ¿certifica su presencia en el próximo Europeo de Berlín?

-Bueno, no del todo. El primer objetivo era conseguir la mínima para poder tener opciones, pero todavía no es oficial que salga porque me tienen que seleccionar. No creo que haya ningún problema al respecto, pero hasta que no lo termine de confirmar el seleccionador a finales de julio pues no es oficial, pero en principio la cosa parece que está hecha.

¿Cómo lo va a preparar?

-Bueno ahora estaré entrenando por aquí, normal y seguir compitiendo más o menos todas las semanas, puesto que hay al menos una competición por semana, para que pueda seguir mejorando la marca.

Entonces, dentro de su preparación, supongo que participará en los Juegos Mediterráneos de Tarragona, o en el Campeonato de España Absoluto que se disputa en Getafe.

-Sí, por supuesto. Fuera de los europeos son dos competiciones que sirven para prepararse, tanto la de Tarragona como la que se disputa en Getafe.

¿Y en la última jornada de División de Honor? Igual depende de lo cansado que pueda estar por el viaje...

-Sí, yo creo que voy a estar en la lista para ayudar este fin de semana, así que yo creo que el sábado competiré con el equipo.

Por lo que me cuenta, la lesión de codo que sufrió la temporada pasada está ya recuperada y no le afecta a la hora de competir.

-Sí, al final el descanso desde la temporada pasada me ha venido bien y este año hemos realizado un buen trabajo de prevención y no he tenido ningún tipo de dolor.

¿Tiene en su mente alguna competición en el horizonte más allá del Europeo de Berlín o centra toda la atención en la prueba de agosto?

-Por supuesto que de momento estoy pensando en él pero mi principal objetivo es disputar los Juegos Olímpicos de 2020 pero por supuesto el Europeo lo vamos a intentar hacer lo mejor posible.

En la tabla del ranking nacional histórico poco a poco se ha ido acercando con sus últimos resultados a los 80.64 de Oier Jainaga. Parece que va a ser un bonito duelo por tener la mejor marca, ¿no cree?

-Sí , la cosa es que en febrero Oier lanzó muy pronto y yo poco a poco he ido lanzando 77, 78, 79, hasta que la semana pasada llegué hasta los 80 metros. Habrá que intentar llegar a los 80.64 de Oier, pero estoy contento con mi marca.