91 personas han participado en las ocho acciones formativas organizadas este semestre en el Programa de Incorporación Social

noticiasdenavarra.com - Viernes, 15 de Junio de 2018 - Actualizado a las 13:59h

Participantes en las acciones formativas del Programa de Incorporación Social.

Participantes en las acciones formativas del Programa de Incorporación Social. (AYUNTAMIENTO DE PAMPLONA)

Galería Noticia

Participantes en las acciones formativas del Programa de Incorporación Social.

PAMPLONA. Durante este año 2018, el Programa de Incorporación Social del Ayuntamiento de Pamplona ha realizado ocho acciones formativas en las que han participado 91 personas. La concejala delegada de Acción Social, Edurne Eguino, la directora del área, Marisol de la Nava y la responsable del programa, Maite García, han acudido esta mañana al Centro Errotazar para participar en la clausura del curso.

El Programa de Incorporación Social en uno de los cuatro programas básicos de atención primaria de servicios sociales que se desarrollan en las doce unidades de barrio de la ciudad. En él, se atiende a personas o unidades familiares con una situación de fragilidad o vulnerabilidad que genera o puede generar exclusión social. A través del programa se ofrece una intervención integral basada en procesos de mayor intensidad mediante la metodología del acompañamiento social para alcanzar un cierto grado de inclusión y de mejora de la situación. Una de las herramientas más importantes en la construcción de itinerarios individualizados es la formación de carácter sociopersonal. El Colectivo Alaiz y la Fundación Gaztelan se encargan de impartir las diferentes acciones, que parten de las necesidades de las personas atendidas y de la valoración que de las mismas realiza el personal técnico del Programa de Incorporación Social.

La formación se divide en dos bloques, uno dirigido a actividades de la vida diaria, más práctico, con hábitos saludables, cocina, organización económica...;y otro centrado en habilidades sociales, como la gestión de las emociones, el autoconocimiento... Una de las características de estas formaciones es el alto nivel de coordinación e integración entre el monitorado del Colectivo Alaiz y el personal técnico del programa… Al finalizar cada acción formativa se realizan tutorías individualizadas para la persona, en la que están presentes la monitora del curso y su profesional de referencia, para favorecer un máximo aprovechamiento de la formación en la vida diaria. A lo largo de los seis primeros meses del año se han organizado acciones formativas relacionadas con habilidades sociales (básicas y gestión de las emociones, resolución de conflictos y toma de decisiones), actividades para la vida diaria (estrategias de organización familiar y expresión corporal y deporte), huertos urbanos, curso básico de limpieza, mindfulness y preparación de oposiciones del Gobierno de Navarra para personas con discapacidad intelectual. Para el verano se han organizado sesiones que abordarán temáticas como el reciclaje y la customización de ropa, las chapuzas domésticas o la comunicación creativa.