Baztan creará un centro de acogida para visitantes del Castillo de Amaiur

Albergará un museo con armas y objetos de la invasión de 1522 y una biblioteca de la historia foral

Lander Santamaría Juan Mari Ondikol - Jueves, 21 de Junio de 2018 - Actualizado a las 06:02h

Los visitantes disponen de una cómoda pasarela para conocer las ruinas del castillo.

Los visitantes disponen de una cómoda pasarela para conocer las ruinas del castillo.

Galería Noticia

Los visitantes disponen de una cómoda pasarela para conocer las ruinas del castillo.El centro se construirá a la entrada de la histórica villa.

elizondo- El Ayuntamiento de Baztan, en colaboración con la sociedad Amaiurko Gaztelu Elkartea, creará un centro de acogida para recibir a los numerosos visitantes que acuden a la histórica villa para conocer la fortaleza en la que se libró la última batalla en defensa de la soberanía del reino de Navarra frente a la invasión de Castilla. El proyecto contempla la sustitución de una nave que se encuentra en mal estado por una nueva edificación que albergará la futura dotación, un centro de visitantes del Castillo de Amaiur.

El nuevo edificio se situará a la entrada de la localidad y junto a la iglesia parroquial de la Asunción de Nuestra Señora y el antiguo molino, recuperado para que se conozca su original actividad y como punto de degustación y venta del típico talo (torta de harina de maíz) con queso, chistorra o al gusto del visitante.

En la actualidad, se tramita la modificación del Plan Municipal de Baztan para recalificar de no urbanizable a suelo urbano y convertir en un sistema general dotacional el espacio (dos parcelas) con el fin de albergar el centro de visitantes del Castillo de Amaiur, según el proyecto elaborado por los arquitectos Borja Izaguirre Larrañaga, de San Sebastián, y el baztandarra de Arizkun Patxi Valer Goñi.

El objetivo es ofrecer “una exposición de forma permanente y un punto de encuentro de investigadores que albergue una biblioteca sobre la historia de Navarra y sea el punto de acogida de los visitantes que quieran acceder a las ruinas del castillo, para que se les pueda ofrecer una interpretación de todo el complejo arqueológico así como de los hechos históricos allí acontecidos”.

La edificación dispondrá de una zona de restauración y servicios para los visitantes y contará con un amplio aparcamiento. Se trata, por tanto, de una nueva actividad para cubrir una demanda desde el punto de vista cultural, educativo y turístico que generará un mínimo de dos puestos de trabajo a reforzar en épocas de máxima afluencia de público.

EL CASTILLO Desde que al inicio del siglo pasado don Arturo Campión y otras personas impulsaron la construcción de un monolito en la cima del monte Gaztelu, en conmemoración del 400º aniversario de la caída del último castillo (1522-1922), se ha mantenido la memoria de lo allí acontecido, aunque dicho monolito fue dinamitado en 1931. En 1982 se inauguró la reconstrucción del monolito con implicación de varias personalidades, los jóvenes de la localidad y con financiación de las cuatro diputaciones vascas. Desde el año 2006 hasta la actualidad se han ejecutado ininterrumpidamente campañas de excavaciones arqueológicas en el castillo por la Sociedad de Ciencias Aranzadi, con la colaboración del Pueblo de Amaiur y con ayuda del Ayuntamiento de Baztan, Udalbide y la Universidad Vasca de Verano/Udako Euskal Unibertsitatea (UEU).

Fruto de las excavaciones son la revalorización de las ruinas del castillo, ahora visibles y musealizadas mediante la instalación de una pasarela con paneles informativos. Además de la estructura de la fortaleza aparecieron objetos de interés como huesos, clavos, una espada, bolas de cañón, utensilios y otros. Instalar una exposición permanente y de encuentro de investigadores, y una biblioteca sobre la historia de la conquista de Navarra y el punto de acogida de visitantes a las ruinas del castillo es, en definitiva, el objetivo.

algunos datos

El centro. El punto de acogida tendrá dos partes diferenciadas: una exposición de hallazgos de las campañas arqueológicas a modo de centro de interpretación y biblioteca de una época concreta de la Historia de Navarra, y otra zona destinada a bar-restaurante con una sala polivalente.

Inversión. La financiación correrá a cargo de una Fundación Castillo de Amaiur, a crear para canalizar los ingresos por ayudas de distintos tipos, donaciones individuales y de campañas de mecenazgo para posibilitar la ejecución de las obras y la gestión posterior de la actividad que se genere.

El terreno. El solar tiene categoría de protección paisajística y es parte del “anillo” que rodea la villa, con 8.359 m2. en total. El edificio tendrá 1.301,30 m2. de superficie y el resto se destinará a aparcamiento.

Aparcamiento. Se piensa que evitaría la masificación de tráfico rodado por la calle principal de Amaiur, lo que impulsa el tránsito peatonal a favor de una movilidad más sostenible. Tendrá un mínimo impacto paisajístico sobre la iglesia a la entrada de la localidad.