JORNADAS DE CINE Y SERIES EN TUDELA

La revolución femenina pide paso

Que el 64% de estudiantes sean mujeres pero solo un 16% influya en guión, dirección o producción, urge a cambios

Un reportaje de Fermín Pérez-Nievas - Viernes, 22 de Junio de 2018 - Actualizado a las 07:23h

Guerra, Ballús, Lustres y Castro, en la mesa redonda.

Guerra, Ballús, Lustres y Castro, en la mesa redonda. (FERMÍN PÉREZ-NIEVAS)

Galería Noticia

Guerra, Ballús, Lustres y Castro, en la mesa redonda.

“Ahora tengouna concienciación femenina que hace unos años no tenía y creo que eso nos ha pasado a muchas y muchos”. Con estas palabras la productora Emma Lustres (Vaca Films, Celda 211o La Isla Mínima) puso sobre la mesa el pequeño cambio de mentalidad que se está produciendo en el mundo del cine en el marco de la mesa redonda Paridad obligatoria en todo, dentro de las jornadas de cine y series del encuentro Lo que vieneque se están celebrando en Tudela.

Lustres puso el ejemplo de que “antes no reparaba en algunos guiones o papeles. Ahora, por ejemplo, me opuse a un guión que me parecía muy machista, me negué y al tiempo mis compañeros me dieron la razón y acabaron cambiando el guión, ahora ya no tiene mujeres que sean bastón del hombre”. En la mesa redonda, moderada por la periodista de la Cadena SER, María Guerra, intervino la directora Neus Ballús (La plaga, Goya a dirección novel) que habló sobre “una pequeña revolución femenina que estamos creando en Cataluña”. Ballús explicó que un grupo de mujeres del mundo audiovisual están gestionando una reforma legal con la Generalitat para tratar de implantar la ley sueca, por la que, a medio plazo, progresivamente, las ayudas públicas se repartirían en un 60% para mujeres y en un 40% para hombres como forma de tender a la equiparación. “Algo pasa cuando el 64% de los estudiantes de cine son mujeres y solo el 16% llegan a puestos de influir en un proyecto, guión, dirección o producción”. Este extremo fue apoyado por Lustres que añadió que “las leyes se hacen pero se cumple poco, hay que cambiar la parte política, si por ley se cambian los puestos intermedios y los salarios se podrá avanzar. Hay directores que están cambiando los papeles protagonistas de hombres a mujeres y eso es maravilloso. Dentro de 20 años si se hacen los cambios, nos comeremos el mundo”.

Por su parte, la actriz y directora Pilar Castro, aseveró que muchas de las series de las nuevas plataformas como Movistar “tiene protagonistas masculinos. Hay que dar espacio a las mujeres y también a que se equivoquen y lo hagan mal, que tenemos el mismo derecho”. En el campo de las actrices señaló también que “es muy importante contar historias de mujeres. Cuando llegas a los 40 parece que te vuelves invisible, hay pocos papeles de mujeres protagonistas y eso es una equivocación enorme”. Castro explicó que lleva años tratando de vender una historia de dos mujeres (Valle y Camino) con Daniel Sánchez Arévalo y no encuentra forma de producirla.

La catalana Ballús concluyó mostrándose “escéptica” ante el hecho de que el desequilibrio se pueda solucionar “por generación espontánea. De hace 10 años a ahora el acceso de mujeres a cargos de liderazgo en el cine (que tenga influencia en contenidos) no ha cambiado nada. Todas y todos tenemos el machismo en las venas”. En este sentido apoyó su opinión la productora Lustres, “es importante pasar a la acción porque el rol de la mujer en el cine o la televisión tiene mucha incidencia en la sociedad y luego pasan cosas como La Manada”, concluyó.