Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

“El año que viene ganamos las elecciones, fusionamos las cajas y Kiko director general”

López Merino reconstruye cómo se gestó el nombramiento de Goñi para la Can

Sábado, 23 de Junio de 2018 - Actualizado a las 10:46h

pamplona- Cómo se gestó el nombramiento de Enrique Goñi al frente de la recién fusionada Caja de Ahorros de Navarra es una pregunta recurrente en la comisión de investigación. A Geroa Bai y EH Bildu les llama la atención cómo un abogado pamplonés de 40 años (en 2002) que trabajaba en una aseguradora de Barcelona terminó en Pamplona, al frente de una entidad que López Merino consideró que era “un caramelo” después de la fusión entre las dos cajas navarras.

Goñi sostiene que mantuvo conversaciones previas y que él no era responsable del proceso de selección que se siguió. López Merino, que fue un nombramiento a dedo ordenado por Miguel Sanz, por aquel entonces presidente del Gobierno de Navarra y cabeza de la Can. Al exdirector de la CAMP (que la semana pasada se jactó de haber superado a 33 aspirantes para una plaza de subdirector en 1982) se le despejaron las dudas tras una comida el 23 de marzo de 1998 en el icónico Las Pocholas de Pamplona.

“Ese puesto lo anuncian por prensa nacional y se presentan 50 candidatos, seguro que alguno mejor”

manuel lópez merino

Exdirector de la CAMP

Por aquel entonces, la fusión era algo que ya flotaba en el ambiente. Fue convocado por el expresidente del Gobierno, y la sorpresa de López Merino fue encontrarse en la mesa con otros dos invitados: Francisco Iribarren, exconsejero de Economía y Hacienda y de aquellas asesor económico de Sanz, y Javier Taberna, actual presidente de la Cámara Navarra de Comercio e Industria.

el “tapado”Según la versión de Merino, el resto de comensales abogaba por activar la fusión cuanto antes. El exdirectivo, tal y como ha contado en sus comparecencias, sugirió esperar un poco. A tenor de su reconstrucción, Merino les recordó que por aquel entonces las mayorías en el Parlamento no estaban claras, que las encuestas para las elecciones de 1999 daban ganador a UPN y que mientras tanto podían aprovechar para hacer estudios y calibrar la medida. Un comensal vio la jugada clara. “El año que viene ganamos las elecciones, fusionamos las cajas y Kiko director general”, reconstruye López Merino, que atribuyó la frase a “un convidado de piedra que hablaba por boca de ganso”, en referencia a Taberna. Kiko, claro, era el apelativo familiar de Enrique Goñi.

“Es un juicio mío, pero se estaba preparando el puesto para este señor. Era un tapado, y eso creo que se le ocurre a cualquier ciudadano”, valoró Merino. Tampoco dio demasiada importancia a si el nombramiento pudo ser político. “A mí un nombramiento, si es bueno, me trae sin cuidado que sea político. Lo que está claro es que no fue bueno”, reflexionó. Pero no obstante trató de refutar la versión del propio Goñi. “No se ha explicado qué entidad hizo la selección ni quiénes fueron los otros candidatos. Fue un nombramiento a dedo, y donde no hay alternativas no hay libertad. La Can recién fusionada era un caramelo apetecible para cualquier profesional: ese puesto lo sacan en prensa nacional y hubiésemos tenido 50 candidatos, y entre 50 no me digan que no hubiese salido uno, dos o cinco mejores. Fue un gran error, lo digo como lo siento”, concluyó.- A.I.R.