Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

El Prenda y compañía salen en estampida

los tres miembros de ‘la manada’ abandonaron la cárcel de pamplona en tres vehículos a gran velocidad poniendo en peligro a quienes esperaban en el exterior

Un reportaje de Joana Lizarraga. Fotografía Javier Bergasa - Sábado, 23 de Junio de 2018 - Actualizado a las 10:46h

Uno de los coches que recogió a los miembros de ‘La Manada’ sale del centro circulando de forma agresiva.

Uno de los coches que recogió a los miembros de ‘La Manada’ sale del centro circulando de forma agresiva.

Galería Noticia

Uno de los coches que recogió a los miembros de ‘La Manada’ sale del centro circulando de forma agresiva.

raudos y veloces, y a bordo de tres vehículos conducidos por allegados que estuvieron a punto atropellar a varios periodistas y otras personas que aguardaban en el exterior del Centro Penitenciario de Pamplona, José Ángel Prenda, Jesús Escudero y Ángel Boza abandonaron la prisión ubicada en la colina de Santa Lucía después de haber abonado las fianzas de 6.000 euros decretadas por la Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Navarra y pusieron rumbo a su Sevilla natal.

A la salida de la cárcel les esperaron numerosos medios de comunicación que hicieron guardia desde primera hora de la mañana a unos 200 metros del centro, siguiendo instrucciones de la Policía Nacional que controló el perímetro desde en un furgón a lo largo del día. Por el contrario, a pesar de que se había generado una gran expectación, no llegaron a una decena los ciudadanos que se acercaron a la prisión para protestar en contra de la puesta en libertad de esto sevillanos condenados a 9 años de prisión por un delito de abuso sexual con prevalimiento sobre una joven madrileña durante los Sanfermines de 2016.

Vistiendo pantalones cortos, una gorra y gafas de sol en algún caso, los tres miembros de La Manada salieron juntos del centro penitenciario pamplonés pasadas las 18.00 horas cargando con sus pertenencias en un gran contenedor azul. Tres vehículos, que 15 minutos antes habían sido inspeccionados por dos agentes de la Policía Nacional, entraron al recinto para recoger a los tres condenados y seguidamente abandonaron el lugar a gran velocidad, poniendo en peligro a decenas de periodistas que aguardaban su salida en el exterior.

riesgo de atropelloEl segundo vehículo realizó una maniobra antirreglamentaria y temeraria adelantando sobre una línea continua al primer coche y pasando por delante de los medios de comunicación haciendo eses y provocando varios petardazos a menos de un metro de los allí presentes. “No ha habido desgracias personales de milagro. Han acelerado para atropellar, una vez más, a las personas y a sus derechos”, valoró una de las mujeres que esperaba la salida de los tres condenados. Posteriormente, el tercer vehículo abandonó el lugar con normalidad.

A la salida del centro también se reunió un pequeño grupo de protestantes que increparon a los miembros de La Manada e incluso consiguieron propinar alguna patada a los coches en los que estos viajaban. Una de las mujeres que acudió a mostrar su rechazo ante la decisión judicial se quejó de la falta de movilización ciudadana a las puertas de la prisión. “Los colectivos y todo el mundo tenía que haber estado aquí, teníamos que haber hecho una barricada, no tenían por qué haber pasado”.

A su malestar se sumó otra de las protestantes que tachó a los integrantes de La Manada de “alimañas y monstruos” y calificó de “injusticia flagrante” su puesta en libertad que, a su parecer, constata que “la “judicatura forma parte de un sistema opresor, patriarcal y machista que considera a las mujeres como objeto de disfrute sexual del varón”. “No hay derecho a que los dejen impunes, en libertad, y con el agravante de hacerlo en vísperas de los Sanfermines. Creemos que es el preámbulo para una sentencia absolutoria”, añadió una de las mujeres después de que José Ángel Prenda, Jesús Escudero y Ángel Boza salieran de prisión, en la que ingresaron el 9 de julio de 2016.

Estas ciudadanas denunciaron que “gran parte de la culpa” es del sistema “defienda a animales que alardean y se jactan de violar a cuantas más mujeres mejor”. “Estoy hecha polvo, solo siento rabia y tristeza. Esto es lamentable”, concluyó una de las mujeres antes de romper a llorar mientras declaraba ante los micrófonos de decenas de medios de comunicación.

PRISIÓN DE ALCALÁ

eL GUARDIA Y EL MILITAR, EN TAXI

A las 19.30 horas. Los dos miembros de La Manada que permanecían en la cárcel militar de Alcalá de Henares (Madrid) abandonaron ayer en taxi el recinto penitenciario a las 19.30 horas. Antonio Manuel Guerrero y Alfonso Jesús Cabezuelo estuvieron recluidos en este centro penitenciario dada su condición de guardia civil, el primero, y miembro de la Unidad Militar de Emergencias (UME), el segundo. Minutos antes de las 19.30 horas llegaba a la prisión militar el mandamiento de la Audiencia Provincial de Navarra que ordenaba la libertad provisional de ambos, según fuentes de Defensa. Su salida de prisión causó una gran expectación mediática y se produjo hora y media después de que los otros tres miembros deLa Manada abandonaran la cárcel de Pamplona.