Quintana, sobre los pitos de la afición a Froome: "No es agradable, pero de lo que siembras, recoges"

EP - Viernes, 6 de Julio de 2018 - Actualizado a las 14:05h

Nairo Quintana, en las horas previas al inicio del Tour.

Nairo Quintana, en las horas previas al inicio del Tour. (Movistar Team)

Galería Noticia

Nairo Quintana, en las horas previas al inicio del Tour.

MADRID. El ciclista colombiano Nairo Quintana (Movistar) ha reconocido que los pitos con los que fue recibido este jueves el británico Chris Froome (Sky) en el Tour de Francia no son "agradables" ni "buenos" para el ciclismo, y aunque se ha mostrado satisfecho de que haya "resuelto su situación", ha destacado que a veces "recoges" lo que "siembras".

"No es nada agradable, para nuestro deporte no es bueno. Esperamos tratar de evitarlo. De todas maneras, de lo que siembras, recoges", señaló el colombiano en la rueda de prensa ofrecida por el equipo en su hotel de concentración en la localidad francesa de Cholet.

Aún así, el ganador de La Vuelta a España 2016 cree que es importante que se haya resuelto la situación del corredor, después de que la UCI anunciase el lunes el cierre sin sanción de los procedimientos disciplinarios abiertos contra él. "(Que esté) Ni mejor ni peor. Nosotros hacemos siempre nuestra carrera y nuestra preparación, y siempre habrá un rival que combatir. Si está, mejor que esté;que haya resuelto su situación y sigamos todos para adelante", subrayó.

Mientras, su compañero Alejandro Valverde deseó que los abucheos se dejen aparte a partir de este sábado y que todo se centre en el ciclismo. "Gusto no da. Es una pena que haya tenido ese abucheo del público. Ellos ya eran un poco conscientes de lo que podía ocurrir", indicó.

"Espero que el sábado, que empieza la carrera, empiece a hablarse del Tour en sí y no de pitidos ni de nada antideportivo de la carrera. Es una pena que le pase eso a Froome, pero hay que conllevarlo como vienen las cosas", continuó.

Por último, Mikel Landa resaltó el nivel actual de confrontación que se vive en el deporte. "Personalmente, no me gustaría que me silbasen. Cada vez hay más rivalidad dentro del deporte, fuera, por las redes, y se va llegando a mayores extremos;cada vez hay más gente que te quiere más y gente que te pita más", concluyó el que fuera compañero del británico.