Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

Antoniutti: un espacio familiar con un ambiente más tranquilo

Antoniutti vivió un inicio de las fiestas multitudinario en el que no faltó el champán

Los más pequeños pudieron situarse en las primeras filas para seguir el acto en la pantalla

Amaia Cabezón Iban Aguinaga - Sábado, 7 de Julio de 2018 - Actualizado a las 06:02h

Cientos de pañuelicos alzados que tiñeron Antoniutti de rojo.

Cientos de pañuelicos alzados que tiñeron Antoniutti de rojo. (IBAN AGUINAGA)

Galería Noticia

Cientos de pañuelicos alzados que tiñeron Antoniutti de rojo.

pamplona- Un año más, Antoniutti se convirtió ayer en uno de los puntos destacados para presenciar el Chupinazo en familia a través de una pantalla gigante. Al tratarse de un lugar cercano al Casco Antiguo, pero lo suficientemente separado como para evitar las mareas de gente, los padres y madres ven esta opción como la mejor para que los niños empiecen las fiestas con emoción a la vez que con tranquilidad.

“Aquí hay muchos niños y niñas, se está más cómodo, no hay aglomeraciones y ellos disfrutan un montón”, explicó Ana Belén Sanz, que lleva acudiendo a Antonniuti “desde siempre”. Carolina García, que fue con sus sobrinos, expresó que “es una zona más tranquila para estar con los peques, se ve bien y no hay peligro de nada, ni de mojarse con vasos ni con bebida”.

Los niños con edades sobre todo entre uno y doce años, no quisieron perderse el acontecimiento. Y muchos utilizaron los hombros de sus padres y madres para estar más altos y poder presenciar con facilidad el Chupinazo del que tanto les habían hablado sus padres, que les hacían votar de la propia emoción que ellos sentían.

Pero las familias no fueron las únicas en elegir esta ubicación. Por ejemplo, María Cajigas, de Santander, y Jorge Álvarez, de Galicia, acompañados por sus amigos, decidieron disfrutar del momento tan especial aquí porque “hemos visto que estaba tranquilo y está muy bien para verlo desde la pantalla”, dijeron.

También acudieron numerosos grupos de gente más mayor, que después de conocer el año pasado el ambiente que se vive durante el Chupinazo en Antoniutti, no dudaron en repetir, porque “es más tranquilo, por ahí hay mucho jaleo”, según María Pilar Gómez.

Como cita obligatoria desde hace quince años, Patxi Catalán acudió con su txaranga, Galtzagorri, de la que forma parte desde hace 33 años, y explicó que “la experiencia es muy bonita. Esto es un sitio familiar, en el que se puede disfrutar pacíficamente”.

Antoniutti se tiñó de rojo cinco minutos antes del cohete y en el instante en el que explotó, muchas familias corrieron por el champán que algunos jóvenes decidieron sacar a pasear. Aunque todos comprendieron que era porque se trataba de un día especial y de celebración.

Más sobre Sanfermines 2018

ir a Sanfermines 2018 »