Geroa Bai y Museo de Baztan. En respuesta a UPN

Por Ioseba Moreno y Rubén Ziganda - Jueves, 12 de Julio de 2018 - Actualizado a las 06:01h

desde Geroa Bai Baztan manifestamos, en primer lugar, nuestro profundo desacuerdo con el cierre del Museo Etnográfico. Entendemos que el museo significa un activo importante para quienes vivimos en el valle, por su capacidad de mostrar y ayudar a mantener la memoria, dar a conocer nuestros orígenes, nuestras raíces, nuestras actividades del pasado… Un activo, que junto con otras actividades, contribuía asimismo a conformar una oferta atractiva a quienes nos visitan. No olvidemos que el turismo está generando una importante actividad económica en el valle.

Llama la atención la actitud del equipo de gobierno del Ayuntamiento, apoyando de forma directa iniciativas particulares relacionadas con el turismo pero abandonando casi a su suerte la actividad de un museo municipal de esta importancia. Y llama todavía más la atención este hecho, cuando el actual alcalde subraya una y otra vez la importancia de las iniciativas populares: conviene recordar que esta iniciativa surgió como iniciativa ciudadana-popular, no institucional, en la que participaron muchos y muchas baztandarras. Pero es evidente que hay iniciativas populares que se califican en la práctica como de primera o de segunda, dependiendo de su origen, porque unas reciben apoyo y otras no, según los gustos del equipo de gobierno. Esto pasa a menudo en Baztan. Para desgracia de todos.

Queremos dejar de manifiesto que UPN falta a la verdad cuando se atribuyen la exclusiva de haber sido los únicos que han peleado para la continuidad del Museo. En absoluto es cierto eso. Desde Geroa Bai Baztan hemos realizado un seguimiento continuo de este proceso, nos hemos juntado con las partes afectadas y hemos apoyado todas las iniciativas que se han propuesto en el Ayuntamiento. Entre otras Geroa Bai solicitó estar presente en el Patronato, al menos como oyente y sin voto, dado que sólo EH Bildu y UPN son parte del mismo.

Lo hemos hecho así porque teníamos la firme voluntad de que el Museo continuara con su actividad. En estas acciones hemos venido coincidiendo casi en todo con UPN Baztan. Así pues, saben perfectamente cuál ha sido el posicionamiento de Geroa Bai Baztan con respecto al museo desaparecido.

Por eso, las palabras de UPN no hacen honor a la verdad y pueden acabar confundiendo a quienes no han seguido de cerca lo relacionado con el Museo, y UPN lo sabe perfectamente. Somos conscientes de que UPN quiere utilizar esta cuestión para criticar al Gobierno de Navarra, indicando que con nuestra supuesta actuación no hemos querido enfadar a Bildu. Sabe bien UPN que Bildu Baztan nunca ha mostrado simpatía alguna por Geroa Bai aunque los superiores del alcalde formen parte de un gobierno en el que también está Geroa Bai. Eso ha sucedido así porque en el fondo a Bildu le preocupa mucho más Geroa Bai que lo que pueda hacer UPN. Lo sabe bien UPN, porque hay demasiados ejemplos que se pueden poner encima de la mesa. La actitud de UPN tiene un objetivo claro, como cualquiera sabe a estas alturas: utilizar cualquier situación para crear fisuras en el cuatripartito. A eso responde su comunicado.

UPN sabe muy bien que el Gobierno de Navarra ha colaborado de forma leal con quienes así lo han querido para garantizar la continuidad del Museo. De hecho así lo reconoció el propio alcalde en la comisión que trató el tema del Museo. El Gobierno de Navarra ha mantenido distintas conversaciones con los propietarios del edificio y resto de agentes involucrados en el Museo, y fue precisamente el Gobierno de Navarra quien trasladó la última propuesta al Ayuntamiento, tras su labor de mediación. El equipo de Gobierno del Ayuntamiento nunca fue capaz de concretar otra propuesta alternativa, debido a su poca voluntad, en el fondo, en alargar la vida del Museo. Una vez vencido el plazo, el Ayuntamiento recibió una orden de desalojo del edificio del Museo, que solo gracias a la actitud y mediación del Gobierno de Navarra se pudo prorrogar por un tiempo. Así se pudo formular una propuesta que diera la posibilidad de alargar la vida del Museo en 8 años más.

Geroa Bai Baztan apoyó esa propuesta, como mal menor. No fue suficiente, porque la mayoría del Ayuntamiento impulsaba una propuesta similar a Geroa Bai, pero para doce años. La propiedad, por su parte, no quería pasar de los tres años. Así, las únicas fuerzas que dimos apoyo a esta propuesta de ocho años fuimos Geroa Bai Baztan y UPN Baztan. Pero no son votos suficientes: Geroa Bai no puede sustituir a la corporación si ésta decide no seguir adelante. La responsabilidad del fracaso es del Ayuntamiento, porque la corporación, con el voto en contra de Geroa Bai, ha decidido no aceptar la propuesta de ocho años. Nos habría gustado que el Ayuntamiento hubiera apostado por alargar la vida del Museo, dado que el Gobierno de Navarra había aceptado hacerse cargo de la cantidad que la familia reclamaba como adeudo. Pero no ha sido posible: respetamos, en cualquier caso, la decisión de Bildu, Ezkerra y Auzolanean por ser la mayoritaria.

Este museo como tal es municipal, aunque esté instalado en un edificio privado, como UPN Baztan sabe bien. Si el municipio no quiere continuar con el mismo, es difícil culpar al Gobierno de Navarra por una decisión que no es de su competencia.

UPN quiere utilizar este asunto para desprestigiar al Gobierno de Navarra y a la consejera. Correcto y legítimo, desde una posición partidaria. Pero no es bueno que para defender su posición como grupo opositor recurran a la mentira. Saben perfectamente que los motivos para que el Museo cese en su actividad se han tomado en y por la voluntad del propio Ayuntamiento de Baztan.

E insistimos, no nos gusta el resultado. Pero aceptamos la voluntad y la decisión del mismo. Nos habría gustado que el desenlace hubiera sido diferente, y hemos apoyado la continuidad, de ocho o más años. Pero la decisión evidentemente no es de Geroa Bai, sino del Ayuntamiento.

Los autores son concejales de Geroa Bai en el Ayuntamiento de Baztan