Miles de personas protestan en Edimburgo contra la visita de Trump

Las marchas continúan en paralelo en los alrededores de los dos campos de golf que el líder estadounidense posee en Escocia

Domingo, 15 de Julio de 2018 - Actualizado a las 06:01h

edinburgo- Miles de personas se concentraron ayer ante el Parlamento escocés para una multitudinaria marcha que recorrió las principales calles de Edimburgo en protesta contra las políticas del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, que este fin de semana realiza una visita privada a Escocia.

Los manifestantes, unos 50.000 según los organizadores, marcharon hasta el céntrico parque de Meadows para participar en la protesta conocida como El carnaval de la resistencia, cuyo objetivo es mostrar el rechazo ciudadano a la visita de cuatro días del mandatario al Reino Unido.

Un grupo de activistas voló allí el bebé Trump, un globo hinchable que caricaturiza al presidente como un infante con gesto enfadado que solo lleva pañales y un móvil en la mano, y que ya sobrevoló el cielo de Londres durante la masiva manifestación que tuvo lugar el viernes en el centro de la capital británica.

La marcha, bajo el lema Dump Trump (Echar a Trump), fue convocada por la plataforma Scotland against Trump (Escocia contra Trump) y sus asistentes llevaban banderas en representación de México, Palestina o la comunidad LGTBI, así como pancartas con eslóganes como Amo lo que Trump odia, No al racismo, no a Trump o Escocia dice no a Trump.

Otras protestas se celebraron también en los alrededores del campo de golf que el líder estadounidense regenta en la región de Aberdeenshire, en el noreste de Escocia, así como en las inmediaciones del complejo Turnberry, en el extremo suroeste, donde se encuentran el mandatario y su esposa Melania, una zona custodiada por un extenso dispositivo policial.

Como él mismo escribió en Twitter, Trump espera pasar el fin de semana entre “reuniones, llamadas y, con suerte, un poco de golf”, deporte que calificó como su “principal forma de ejercicio”. - Efe