Dos extremos como prioridad y a esperar

Mercado Osasuna quiere que sean descartes o cesiones de Primera, uno Rober

Lunes, 16 de Julio de 2018 - Actualizado a las 06:01h

Pamplona- Osasuna sigue inmerso en el mercado de fichajes para reforzar la plantilla con dos hombres de banda. Esa es la prioridad, aunque no se cierran a algún refuerzo en el centro del campo en caso de que haya alguna salida o se presente una oportunidad.

Uno de los nombres que destacan en la lista de dirección deportiva es conocido por la afición rojilla. Rober Ibáñez se encuentra con el Getafe realizando la pretemporada a la espera de que Bordalás tome una decisión sobre él. De primeras, el preparador ha avisado que quiere comprobar su nivel y ver si se lo queda en plantilla o si lo ceden otra temporada más.

Si eso ocurre, ahí estará Osasuna. El club rojillo tiene buena relación con el Getafe y sabe que el jugador estuvo muy cómodo en su estancia en Pamplona donde, tras superar diversos problemas físicos, dejó un gran sabor de boca, siendo de los pocos elementos diferenciales durante buena parte del tramo final de la temporada. Toca esperar.

Pero, además de Ibáñez, Osasuna quiere traer a otro hombre específico de banda, donde ahora mismo solo cuenta con Kike Barja como extremo, aunque cuenta con otros, como Nacho Vidal, Carlos Clerc, Quique o Miguel Olavide que pueden ocupar esa posición aunque no es la suya.

De esta manera, Osasuna quiere otro jugador que pertenezca a una plantilla de Primera, que tenga proyección y, a saber posible, que conozca la categoría.

Además, está la opción de que recale un centrocampista de corte diferente a lo que ya existe, pero eso sería especialmente si hay una posibilidad en el mercado o si hay alguna salida inesperada, algo que en la actualidad no se contempla. - J.G.U.