Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

Santamaría y Casado, una reunión que no cambia nada

Ambos descartan la opción de la lista única tras un encuentro que duró menos de 40 minutos

Miércoles, 18 de Julio de 2018 - Actualizado a las 06:01h

Santamaría y Cospedal, en el Congreso antes de reunirse.

Santamaría y Cospedal, en el Congreso antes de reunirse. (Foto: Efe)

Galería Noticia

Santamaría y Cospedal, en el Congreso antes de reunirse.

pamplona- La reunión de urgencia que se celebró ayer entre Soraya Sáenz de Santamaría y Pablo Casado despertó las alarmas. Sin embargo, el encuentro no fue fructífero, no se llegó a ningún acuerdo. La reunión tuvo lugar en la sede nacional de Génova sin previo aviso y constató que no habrá una lista unitaria antes del congreso de este fin de semana.

El equipo de Santamaría calificó ayer la candidatura de Casado de “bélica” tras el rechazo de éste de formar una lista única liderada por la candidata. Desde el equipo del vicesecretario aseguraron ayer que éste le trasladó a Santamaría su voluntad de “cumplir las normas”, de forma que llegará a jugar el partido hasta el final: la votación de este sábado. Según fuentes de la exvicepresidenta del Gobierno, el tono de la conversación, que se prolongó cerca de 40 minutos, fue “en un tono cordial”, y cumplió el deseo de Santamaría de reunirse tras la votación del día 5 en la que resultaron vencedores.

A solo tres días de la votación, Casado y Santamaría siguen inmersos en una guerra de apoyos entre los comisarios del PP. Ambos siguen realizando sus propios cálculos que, sorprendentemente, estiman ganador a uno y otro con más de un 60% de los compromisarios. Los dos desprecian las cifras del otro en una campaña que ambos quieren pintar como tranquila. Soraya gana, Casado también.

Fuentes del equipo de Soraya Sáenz de Santamaría aseguran que cuentan con el 60% de los compromisarios convocados por lo que mantienen “una clara ventaja” sobre su rival superando “ampliamente” los 15 puntos de distancia. Además, recalcan que el 50% de los apoyos que recibió en su día María Dolores de Cospedal la prefieren ahora a ella. El equipo de la exvicepresidenta explica que, aunque los “pactos antinatura o entre perdedores” les ha hecho sumar apoyos, la mayoría prefiere dar la victoria a quien obtuvo el mayor número de votos en la primera vuelta.

contra la campaña de casadoDe hecho, advierten de que los 3.083 compromisarios “no son bolsas de plástico que puedan pasar de mano a mano”, por lo que descartan que su rival vaya a llevarse los votos de todos los delegados que planeaban apostar por Cospedal, como sostienen en el equipo de Casado, a quien acusan de realizar una campaña “bélica”. A estas acusaciones, el vicesecretario asegura que “si algo ha sonado a crítica es porque estaba respondiendo a otra crítica. Duermo a pierna suelta”.

Soraya gana según sus cálculos “rigurosos”, Casado también. El equipo del candidato a la presidencia del PP sostiene que no están haciendo “la cuenta de la vieja”, sino que sus cifras provienen de un “análisis de big data” realizado en dos barridos en el censo oficial de compromisarios como referencia. Sus resultados les atribuyen cerca de 2.100 compromisarios, y solo 836 a Santamaría. Así, ella obtendría solo el 27% de apoyos frente al 65% de Casado.

Estos últimos días parecen centrarse en ganar el voto femenino dentro de los compromisarios, y es que el equipo de Santamaría apostó ayer por publicar un vídeo en el que varias mujeres del PP -alcaldesas, diputadas, concejales- anuncian su apuesta por la exvicepresidenta del Gobierno. Y como no podía ser de otra manera en esta campaña, el equipo de Casado se pone de nuevo por delante y aseguran que ya cuentan con el respaldo de al menos un 48% del total de compromisarias, frente al 30% de Santamaría -y al 22% por confirmar. - D.N.

exlíder del pp

rajoy se incorpora a la campaña

Incumplimiento. El expresidente del Gobierno, Mariano Rajoy, entró ayer en la campaña de los candidatos a sucederle tras anunciar su marcha y abrir el proceso de la sucesión en el PP asegurando que permanecería neutral, según publicó ayer El Mundo. Además, este medio apuntó a que el expresidente había pedido a la aún secretaria general de los populares, María Dolores de Cospedal, que respaldara una lista de unidad con Santamaría para que Casado se una a ella y no se produzca una división en el congreso del próximo fin de semana. Asimismo, El mundo señaló que la exministra de Defensa se negó a esa petición argumentando que, dada su enemistad con la exvicepresidenta, ella no puede permitir que se convierta en la próxima presidenta del PP. “María Dolores de Cospedal no niega la conversación con Mariano Rajoy, que ella no ha contado como no cuenta ninguna, pero sí el contenido de la misma”, apuntaron desde la candidatura de Cospedal.