Yayo Cáceres, mestizaje teatral contra el “atraso mental” del nacionalismo

El director argentino presenta en Almagro ‘Los empeños de una casa’ y ‘Mestiza’

Domingo, 22 de Julio de 2018 - Actualizado a las 06:02h

Yayo Cáceres, ayer en el escenario del Festival Internacional de Teatro Clásico.

Yayo Cáceres, ayer en el escenario del Festival Internacional de Teatro Clásico. (Foto: Efe)

Galería Noticia

Yayo Cáceres, ayer en el escenario del Festival Internacional de Teatro Clásico.
“El nacionalismo es el enemigo de toda nación. Las patrias se ganan, no se pierden, yo tengo dos patrias en vez de una”

almagro- El director argentino Yayo Cáceres, que participa en el Festival Internacional de Teatro Clásico de Almagro, calificó a los nacionalismos como un “atraso mental” y aseguró que son “el enemigo de toda nación”.

En una entrevista, Cáceres analizó las claves de su paso por la cuadragésimo primera edición del Festival Internacional de Teatro Clásico de Almagro, en el que participa por partida doble codirigiendo Los empeños de una casa, con la Joven Compañía Nacional y dirigiendo el montaje Mestiza.

El público del Corral de Comedias despidió anoche en pie y con una de las ovaciones más extensas de esta edición del festival a la primera representación de Mestiza, una obra protagonizada por la actriz Gloria Muñoz en la que Yayo Cáceres aborda la figura de Francisca Pizarro Yupanki, hija del conquistador y de una princesa inca.

Cáceres llevaba tiempo interesado en la figura de esta “primera noble mestiza” y a través de un encuentro ficticio con el joven Tirso de Molina establece en el montaje una reflexión sobre la identidad, la patria, la conquista de América y el papel de la mujer en la sociedad.

A juicio del director argentino, “todos los seres humanos somos fruto del mestizaje”, y considera que el valor de esta necesaria mezcla resulta especialmente relevante en un momento histórico en el que se está abandonando la apertura cultural y reaparecen las tendencias nacionalistas.

yayo cáceres

Director argentino

Para el director argentino los nacionalismos son “un atraso mental” y no ha discriminado en su crítica entre lo que está pasando en Cataluña y el muro de Estado Unidos con México. “El nacionalismo es el gran enemigo de toda nación”, sentenció Cáceres, al que la vivencia de exiliado, que comparte con la protagonista de Mestiza, le ha permitido ampliar su visión del mundo y le ha llevado “a entender que las patrias se ganan, no se pierden, que tengo dos patrias en vez de una”.

Después de casi dos décadas viviendo en España, ha aprendido a convivir con el “agujero negro” del exilio “en el que nadie te considera plenamente ninguna de las orillas”, y ha desarrollado “una melancolía no de tipo patriótica, sino de tipo afectiva”.

figuras femeninasAsimismo, explicó que el trabajo con dos poderosas figuras femeninas como Sor Juana Inés y Francisca Pizarro Yupanki, ha sido “casual”, aunque puso de manifiesto su sintonía con la lucha para que “6.000 años de opresión femenina se acaben de una vez”.

No obstante, dijo que es partidario de encontrar “un equilibrio social con todo esto”, porque, a su juicio, actualmente la lucha feminista “está un tanto pasada en algunas cosas”.

nueva etapa del festivalRespecto a la nueva etapa del Festival Almagro, Cáceres se declaró “gran natalista” e hizo hincapié en la “magnífica” labor de Natalia Menéndez mientras estuvo al frente del certamen teatral, pero también ve con buenos ojos “el nuevo aroma” imprimido por Ignacio García, sobre todo en lo relativo a potenciar la conexión con América Latina.

“Todo lo soñado era mucho menor que lo que sucedió”, comentó con emoción el director argentino que, haciendo balance de su propio cambio personal señaló que le gusta más “el Yayo de hoy, me parece más abierto, integrador y menos radical en algunas cosas”.

De cara al futuro, además de los proyectos que prepara con Ron Lalá, la compañía que le abrió las puertas de la escena española, acaba de finalizar un disco doble en el que conviven la música de su tierra con poemas de grandes poetas. - Efe