Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

Aquellos encierrillos

Por Antonio Gil - Jueves, 26 de Julio de 2018 - Actualizado a las 06:01h

Galería Noticia

No lo siento. Ni voy a pedir perdón. Los actuales encierros chiqui son unfistro, como diría Chiquito. Encierros babylos llamaría, algo más ajustado al correcalles con toros de cartón piedra. Al menos resultarían más divertidos con esos morlacos hinchables gigantes y atinadamente virales (repercusión que, por otro lado, nuestras fiestas nunca han tenido;personalmente me importa un bledo, pero que ahí lo dejo). A lo que iba, que me liáis. Ponemos prácticamente sin control a los muetes delante del móvil, de la tele, de internet y hasta de la cocina, no para que aprendan a lavar los platos ni que esa tarea no tiene sexo, y resulta que unas carreras con unas jóvenes vaquillas son lo peor. A ver, a lo mejor tengo idealizada esa infancia, pero muy peligroso no debía resultar cuando el recorrido, por las calles Cortes y la Parra corría yo, estaba controlado no por talanqueras, sino por vallas de obra. Y si es por protección animal, el ecologismo en general y el animalismo en particular está para otros menesteres de mayor calado. Y lo digo como socio, militante y practicante, del Fondo Mundial para la Naturaleza desde hace 26 años. En estos nuestros días de sobreprotección, donde la biodramina tiene que saber a fresa y la grasa de caballo oler a almendra, erramos muchas veces el tiro. Y no por anclarnos a la idea meliflua de que cualquier tiempo pasado fue mejor. La vida es como conducir: hay que mirar para adelante pero pendiente del retrovisor. Y si atrás se ha quedado algo bueno, hagamos por recuperarlo.