Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

El zaragozano que se mudó a Ablitas por amor a su mujer. Un buen vecino e hijo que dejará huella en Murchante

Luis González Fernández, soltero de 54 años, trabajó desde joven en la construcción

Sábado, 28 de Julio de 2018 - Actualizado a las 06:01h

Luis González Fernández.

Luis González Fernández. (Foto: D.N.)

Galería Noticia

Luis González Fernández.

pamplona- Luis González Fernández, de 54 años, era vecino de Murchante, donde vivió siempre y se crió. Acudió a la escuela del pueblo y desde su juventud comenzó a trabajar en la construcción. La noticia de su fallecimiento corrió como la pólvora en el municipio y los sentimientos de pesar no tardaron en aflorar. Las personas más allegadas le apodaban cariñosamente Luis El Cuadrao. El fallecido era una persona “muy sociable y amante de la vida en el pueblo, Luis era muy conocido entre la gente”, comentaban sus vecinos. Era frecuente verle con su cuadrilla por el pueblo, en el bar El Curica o en la peña El encierro. Soltero, el finado pasó la vida junto a su hermano Ángel, que es alguacil en Murchante. Juntos ayudaban a su madre, viuda, en su día a día ya que se le hace difícil valerse por sí sola. Luis dedicó su vida al cuidado de su madre y vivía con ella para ayudarla. Su labor profesional se centró en la construcción y ahora trabajaba como gruísta en la firma Lacunza Construcciones. “Era amigo de sus amigos, buen hermano y buen hijo;Luis siempre será recordado por todo el pueblo de Murchante y por aquellos que le queríamos”, comentaron ayer fuentes de su entorno. - I.E.Q ,

las claves

Ricardo Catalán García tenía 35 años y vivía en esta localidad junto a su mujer y dos hijas de 6 y 2 años

Pamplona- Ricardo Catalán García tenía 35 años y era originario de Zaragoza. Se casó con la vecina de Ablitas Nerea Ruíz Alegría y junto a ella se mudó a este municipio navarro. Juntos tuvieron dos hijas las cuales ahora tienen 6 y 2 años de edad.

Actualmente, Ricardo trabajaba en la empresa de mantenimiento Socamex donde se encargaba de realizar trabajos de mantenimiento e instalaciones. En el momento del accidente se encontraba realizando este tipo de labores junto a Luis González.

Aunque hacía escasos cuatro años que se había mudado al pueblo de Ablitas ha sido tiempo suficiente para que se hiciera un hueco entre la vecindad. Aquellos que le conocieron y pasaron tiempo con él únicamente tienen palabras halagadoras hacia su persona: “Era un hombre super majo, muy cordial con todos;uno más del pueblo con creces”, dijo ayer una de las responsables del bar del pueblo. Cecilio Antón Ruiz, el alcalde de Ablitas, expresó su disgusto al preguntarle por Ricardo: “Era un chaval muy majo, desde que vino de Zaragoza enseguida se integró en el pueblo y era uno más. Es una pena lo que le ha sucedido”. Un buen hombre que se marcha dejando mucho más de lo que se encontró al llegar de Zaragoza al pueblo de Ablitas. - I.E.Q.

Su vida

Un cambio. Ricardo Catalán García, originario de la provincia de Zaragoza, conoció a la sería su mujer Nerea Ruíz Alegría y juntos decidieron crear una familia. Fruto de ello nacieron sus dos hijas. Al prinicipio ambos vivieron en Zaragoza un par de años pero más tarde se trasladaron al pueblo natal de ella, Ablitas.