Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

Las obras de ampliación de la depuradora comenzaron hace 15 días

Las fosas de aguas residuales emiten gases que eliminan el oxígeno del aire resultando mortal su inhalación

Sábado, 28 de Julio de 2018 - Actualizado a las 06:01h

El equipo médico solo pudo certificar su fallecimiento.

El equipo médico solo pudo certificar su fallecimiento. (Foto: Iñaki Porto)

Galería Noticia

El equipo médico solo pudo certificar su fallecimiento.Cuando ocurrió el accidente, trabajaban cinco operarios.

Pamplona- Nilsa (Navarra de Infraestructuras y Suelos S.A.), la empresa pública de gestión de aguas residuales, comenzó hace quince días las obras para la ampliación de la capacidad y de los accesos de la depuradora de Corella. Para ello, contrató a Lacunza Construcciones, empresa en la que trabajaba Luis González, y para el mantenimiento y la instalación de la depuradora a Socamex, donde trabajaba Ricardo Catalán.

La empresa pública nació en 1989 como instrumento encargado de la redacción de los proyectos de depuración, la construcción de las instalaciones y su posterior operación y mantenimiento. Con respecto a lo ocurrido ayer, fuentes de Nilsa destacaron que las obras contaban con protocolos de seguridad y que en los casi 30 años que lleva activa nunca antes habían tenido un suceso de estas características.

gases nocivosEn cuanto a la causa de la muerte, en los pozos de aguas residuales y fosas sépticas se acumulan gases pesados que desplazan el oxígeno hacia arriba, lo que provoca que en las profundidades su presencia sea insuficiente y cause la muerte por asfixia.

Los gases pesados se producen debido a la descomposición de muchos tipos de materia orgánica y residuos domésticos, lo que provoca la emanación de muchos tipos de gases tóxicos. Al ser inhalados, el cuerpo aumenta la frecuencia respiratoria para alcanzar el nivel adecuado de oxígeno. El incremento de respiraciones provocan que la dosis de gas tóxico sea cada vez mayor, teniendo como consecuencia la muerte. - D.N.