Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

Otra prueba superada

IGUALADA | Osasuna completó otro test más con éxito de cara a la primera jornada liguera. Los rojillos empataron ante el Eibar dejando momentos muy interesantes durante el choque

Javi Gómez / Mikel Saiz - Sábado, 4 de Agosto de 2018 - Actualizado a las 06:01h

Jorge Herrando, en el momento en el que cabecea para anotar su gol.

Jorge Herrando, en el momento en el que cabecea para anotar su gol. (MIKEL SAIZ)

Galería Noticia

Jorge Herrando, en el momento en el que cabecea para anotar su gol.

Varea (la rioja)- No comenzó mal el encuentro para un Osasuna que probó la defensa de tres centrales. Para el minuto 5 los rojillos ya ganaban gracias a un cabezazo imponente de Jorge Herrando. El juvenil aprovechó su imponente estatura para imponerse a la defensa del Eibar y a Asier Riesgo.

La imagen, como en otros encuentros, volvió a ser buena. El Eibar, hasta el parón para beber agua en el minuto 25, apenas inquietó a la portería de Rubén.

Los de Arrasate van enseñando algunos de los valores que quiere el técnico gipuzkoano. La presión alta para obligar al pelotazo rival. Por otra parte, Osasuna buscaba el balón directo a David para que Brandon o un activo Javi Martínez buscasen la caída.

Así llegó una clara ocasión para David Rodríguez que evitó la defensa. Pero poco después, Hervias logró internarse por la derecha para ceder al corazón del área donde Orellana empató el encuentro.

Así se llegó al descanso, tras una primera parte en la que se vio un Osasuna muy serio en el que las jóvenes promesas Herrando y Javi Martínez demostraron estar cerca del nivel necesario para jugar en el primer equipo.

Tras el descanso, Arrasate dejó a Rubén y a Aridane en el campo y cambió al resto de un equipo abrasado por el calor.

Y el equipo no tardó en hacerse con el mando del partido. Torres tuvo dos ocasiones, una tras internada de Endika y otra de Vidal, pero una se marchó por poco y la otra la evitó el defensa.

Rápidamente respondió el Eibar con una llegada de Enrich que solucionó Rubén con un paradón al disparo a bocajarro y con un córner que se estrelló en el palo.

El partido se disputaba de tú a tú con especial protagonismo para el dúo Torres e Iñigo cuando los rojillos tenían el balón.

Tras una combinación entre ellos dos y Olavide, el balón llegó a Endika, que puso un buen balón que Xisco no remató bien por centímetros.

Así fueron transcurriendo los minutos, con un Unai muy sólido atrás y con balón e Iñigo Pérez dirigendo al equipo.

Un nuevo test en el que los rojillos plantaron cara a otro Primera y siguen demostrando un crecimiento importante de cara al primer partido de temporada en apenas quince días.