Editorial de diario de noticias

El gasto en ocio también se recupera

Navarra es la Comunidad que más gasta en comer, beber y dormir fuera de casa, un indicador de recuperación económica que se suma a otros conocidos estas semanas que avalan que la economía va por el buen camino

Domingo, 5 de Agosto de 2018 - Actualizado a las 06:01h

Estas últimas semanas se han publicado varios indicadores que ratifican, desde la prudencia, que la economía navarra va por el buen camino de la recuperación. A los datos de empleo, con una tendencia al aumento de la nuevas contrataciones y un descenso de la temporalidad, aunque el paro creció ligeramente en julio, un mes malo en un año que está siendo bueno en materia de empleo, se ha sumado el dato del crecimiento del PIB en Navarra en un 1%. Las cifras presentadas encajan con la batería de indicadores coyunturales que muestran que la actividad económica y empresarial de Navarra es, en palabras del Gobierno, “sólida y firme”. “Estamos en un ejercicio con buenas tasas de crecimiento en producción y empleo”, aseguró el vicepresidente de Desarrollo Económico, Manu Ayerdi, para señalar que “permiten poco a poco ir restableciendo la situación de antes del inicio de la recesión”. Van quedando atrás los tiempos de crisis, aunque aún queda mucho por andar para poder hablar de total recuperación, sobre todo en los sectores mas vulnerables, en las personas en desempleo de larga duración y en los salarios duramente recortados. De hecho, el paro sigue siendo, junto a la corrupción política, la principal preocupación de los ciudadanos. Al mismo tiempo otros indicadores y encuestas demuestran que la gente va perdiendo el miedo al gasto y que los tiempos de austeridad máxima en las familias se van relajando. En la economía doméstica, la del día a día, no la de las grandes cifras, todo es un círculo: con más seguridad en el empleo, mayor horizonte de ingresos y mayor gasto presente y endeudamiento futuro. Así lo demuestra por ejemplo el hecho de que, según la Encuesta de Presupuestos Familiares, Navarra es la comunidad en la que más dinero se gasta en ocio, concretamente en viajar, salir a comer fuera de casa o a tomar algo. El gasto medio por persona en este capítulo alcanza casi los 1.400 euros al año, lo que supone que se han recuperado los niveles de antes de la crisis. El gasto en hostelería es uno de los más frecuentes en todo el año, y uno de los que más facilita la socialización, pero también uno de los que más se había resentido en tiempos de crisis. Su recuperación va pareja a la buena marcha de un sector que en Navarra ha crecido un 9% en el último año y que cuenta con más de 300 nuevos negocios desde 2011.

etiquetas: editorial

Más sobre Editorial

ir a Editorial »