Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

Conduce un ciclomotor sin permiso, enseña el de un familiar y descubren que está de manera irregular

EFE - Martes, 7 de Agosto de 2018 - Actualizado a las 14:24h

Imagen de uno de los coches accidentados.

Imagen de uno de los coches accidentados. (POLICÍA FORAL)

Galería Noticia

Imagen de uno de los coches accidentados.

PAMPLONA.- La Policía foral ha detenido a cinco personas en San Adrián, Sangüesa, Allo, Baztán y Ablitas, y ha imputado a otras 17 por delitos contra la seguridad vial cometidos en la última semana.

Según ha informado este cuerpo, el primero de los detenidos es un vecino de San Adrián de 23 años que fue sorprendido por una patrulla de la Policía Foral conduciendo un ciclomotor sin haber obtenido nunca el permiso.

Además, cuando le fue solicitada su documentación facilitó la de un familiar, por lo que incurrió también en un delito de usurpación de estado civil. Una vez identificado, se comprobó además que estaba de manera irregular en territorio español.

En Sangüesa, un joven de 18 años ha sido detenido recientemente por conducción temeraria, después de que varios usuarios y viandantes alertaran de que un vehículo circulaba a gran velocidad por las calles de la localidad.

Uno de ellos indicó a la Policía Foral que tuvo que apartarse rápidamente cuando cruzaba por un paso de peatones, ante la posibilidad de ser arrollado. Finalmente una patrulla interceptó al vehículo, identificó a los ocupantes y a su conductor, que también fue denunciado administrativamente por dar positivo en las pruebas de alcoholemia realizadas.

En Allo, una vecina de 50 años ha sido detenida por negarse a realizar las pruebas de alcoholemia. La implicada circulaba con su vehículo por las calles de la localidad cuando se dio a la fuga al observar presencia policial.

En su huida estuvo a punto de atropellar a varios vecinos y una vez detenida se negó a realizar las pruebas de detección de alcohol, por lo que fue detenida. También se le imputa el delito de conducción temeraria y otro de atentado a agente de la autoridad por golpear a uno de los agentes durante la detención.

En Baztán se detuvo a un varón de 44 años por los delitos de negativa, circular bajo la influencia de bebidas alcohólicas y carecer de permiso. Tras circular de manera irregular, terminó provocando un accidente en el que él mismo resultó herido leve.

El último de los detenidos es un vecino de Castione (Suiza) de 47 años, que fue detectado por el radar de la Policía Foral cuando circulaba a 212 kilómetros por hora por la AP-68 dirección Bilbao, a su paso por el término municipal de Ablitas. La colaboración entre cuerpos policiales posibilitó la detención del implicado por la Guardia Civil en Calahorra.

Por otro lado, agentes adscritos a distintas unidades de la Policía Foral, han imputado un delito contra la seguridad vial por superar las tasas de índole penal a nueve conductores: dos en Pamplona (un pamplonés de 30 años y otro de 54), otros dos en Tudela (un vecino de la capital ribera de 37 años y otro de Buñuel de 57), uno en Lodosa (varón de 23 años), Peralta (varón de 28), Olloki (hombre de 28 años), Buñuel (varón de 68) y Bera (varón de 59 años).

Además, se ha investigado a otros ocho conductores por conducir con pérdida de vigencia del permiso o por no haberlo obtenido nunca.