Mesa de Redacción

Pueblos, lugares de acogida

Por Alicia Ezker - Jueves, 9 de Agosto de 2018 - Actualizado a las 06:01h

Una de las cosas que más y mejor ha cambiado en las fiestas de nuestras ciudades y pueblos es el chupinazo. Mientras los programas siguen llenos con más de lo mismo, aunque cada vez con menos orquestas y más DJ, menos vida cultural y más citas gastronómicas, el arranque de las fiestas ha sufrido un cambio radical, ha dejado de estar en manos de los políticos para ser la sociedad la que a través de colectivos, entidades o personas que realmente los representen den comienzo a las fiestas con un carácter mucho más social, solidario y reivindicativo. Iniciativas como la llevada a cabo en Aoiz son un claro ejemplo de cómo los pueblos pueden ser, y de hecho son, auténticos lugares de acogida para las personas refugiadas, una de las emergencias sociales más graves de nuestros días. En esta localidad serán los refugiados que desde hace meses residen en ella y las personas que hacen posible su integración, quienes protagonicen el chupinazo, todo un gesto por parte del pueblo hacia sus nuevos vecinos en su mayoría sirios y nigerianos. Vecinos a quienes han acompañado a diario en acciones como apoyo escolar para los menores, asesoramiento en recursos públicos, aprendizaje de la lengua, etc. Los pueblos pequeños se hacen grandes con gestos solidarios como el de Aoiz y nos demuestran que la suma de pequeños pasos puede cambiar muchas vidas.

Últimas Noticias Multimedia