El gaztetxe ‘Maravillas’ acusa al Gobierno de justificar el desalojo con el Instituto de la Memoria

Alude ahora a la necesidad de que el Casco Viejo no sea un escaparate turístico

Miren Yoldi / Iñaki Porto - Lunes, 13 de Agosto de 2018 - Actualizado a las 06:01h

Vecinos del Casco Viejo durante la asamblea informativa se manifiestan en contra del desalojo del gaztetxe.

Vecinos del Casco Viejo durante la asamblea informativa se manifiestan en contra del desalojo del gaztetxe. (Iñaki Porto)

Galería Noticia

Vecinos del Casco Viejo durante la asamblea informativa se manifiestan en contra del desalojo del gaztetxe.

pamplona- La Asamblea del Gaztetxe Maravillas, ubicado en el Palacio Marqués de Rozalejo de Pamplona, ocupado desde hace once meses, criticó la propuesta de la presidenta del Gobierno de Navarra, Uxue Barkos, de destinar este edificio al Instituto de la Memoria Histórica.

“No es casualidad que ante el rechazo generado por la petición de desalojo hayan optado por la utilización de un tema de sensibilidad general para justificarlo, haciendo un uso perverso de la memoria”, censuró en un comunicado de respuesta al artículo de Barkos en DIARIO DE NOTICIAS.

En este sentido, recordó que “durante estos tres años de cambio institucional, han sido muchas las propuestas presentadas por los diferentes colectivos que trabajan la memoria histórica para ubicar un Instituto de la Memoria, siendo todas ignoradas”.

“Pretenden invertir 6 millones de euros en la creación del Instituto teniendo a su disposición otros muchos espacios, los cuales no requerirían de tal inversión, pudiendo destinar el dinero sobrante a otras peticiones hechas por los colectivos de la memoria”, propuso.

Los miembros del Gaztetxe Maravillas aseguraron que no se oponen a este proyecto y resaltaron que “hemos trabajado la línea de la memoria histórica desde el comienzo del proyecto”. “Construir memoria de la represión reprimiendo este proyecto de barrio no es el camino”, remarcaron.

“Geroa Bai ha querido instalar este debate en torno a la memoria histórica de manera torpe, con una gran falta de seriedad y respeto a las víctimas, presentando este anteproyecto de la noche a la mañana sin hacer protagonistas a las asociaciones por la memoria y haciendo un uso partidista de ello”, reprocharon.

“Están convirtiendo este barrio en un escaparate turístico, dejando de lado las necesidades de las vecinas” y “expulsándolas del barrio y acabando con el tejido asociativo que siempre ha sido característico de este barrio”, manifestaron.

Desde el gaztetxe han apostado por la “transformación” del Casco Viejo de la ciudad “haciendo protagonistas a las vecinas y a los movimientos populares, los cuales se nutren de este espacio”.

Por otro lado, recordaron el desalojo, hace tres años, del gaztetxe de la calle Compañía. “Se sacaron de la chistera un proyecto de vivienda social para jóvenes el cual todavía no se ha comenzado siquiera a desarrollar”, criticaron. Algo que demuestra, afirmaron, que “sólo plantean nuevos proyectos como excusa”.