Cientos de jóvenes se suman a la asamblea y a una kalejira tras el desalojo del gaztetxe 'Maravillas'

D.N. - Viernes, 17 de Agosto de 2018 - Actualizado a las 18:24h

Sentada en la calle San Miguel ante el cordón desplegado por Policía Nacional.VER GALERÍA

Sentada en la calle San Miguel ante el cordón desplegado por Policía Nacional. (Javier Bergasa)

Galería Noticia

Sentada en la calle San Miguel ante el cordón desplegado por Policía Nacional.Un momento de la asamblea en la plaza del Castillo que ha comenzado a las 18 h.Un momento de la asamblea en la plaza del Castillo que ha comenzado a las 18 h.

GaleríaKalejira y nueva okupación del palacio de Rozalejo

  • Kalejira y nueva okupación del palacio de Rozalejo. EFE
  • Kalejira y nueva okupación del palacio de Rozalejo. EFE
  • Kalejira y nueva okupación del palacio de Rozalejo. EFE
  • Kalejira y nueva okupación del palacio de Rozalejo. EFE
  • Kalejira y nueva okupación del palacio de Rozalejo. EFE
  • Kalejira y nueva okupación del palacio de Rozalejo. EFE
  • Kalejira y nueva okupación del palacio de Rozalejo. EFE
  • Kalejira y nueva okupación del palacio de Rozalejo. EFE
  • Flecha Ver anterior
  • Flecha Ver siguiente

PAMPLONA. El Casco Viejo pamplonés ha sido escenario este viernes de diversas protestas con motivo del desalojo del gaztetxe Maravillas. A las 18 h ha dado comienzo en la plaza del Castillo una asamblea a la que han acudido cientos de jóvenes, y en la que se ha trasladado información sobre lo acontecido a lo largo del día. Posteriormente se ha iniciado una kalejira por las calles del centro en la que entre otros lemas se ha coreado el de "un desalojo, otra ocupación".

Los miembros del gaztetxe se han preguntado dónde está el "desalojo ordenado" del que hablaba María Solana y han asegurado que varios jóvenes han resultado heridos por "porrazos y pelotazos" de la Policía. "Con este operativo, nos preguntamos a ver dónde está el diálogo", han dicho.

El movimiento okupa ha agradecido la "respuesta popular que ha resistido la violencia" de los cuerpos policiales.

En la asamblea este colectivo ha subrayado que "es completamente falso" que haya sido un desalojo tranquilo, en respuesta a la portavoz del Gobierno foral, María Solana, que ha destacado que no ha habido "ni heridos, ni detenidos".

"No hay ningún desalojo pacífico. Los desalojos implican violencia", han dicho los okupas, quienes se han preguntado "dónde está la voluntad de diálogo" del Ejecutivo navarro que, según han dicho, debe asumir "las responsabilidades de lo que ha ocurrido".

Han denunciado que el desalojo ha sido un "ataque hacia el barrio" y han criticado que el Gobierno foral "ha actuado como lo hizo UPN hace años".

"Es un ataque a colectivos que han luchado por un cambio en Nafarroa", han manifestado en la Plaza del Castillo, desde donde se han dirigido en 'kalejira' a la sede del PNV, con momentos de tensión con la Policía Nacional.

Las protestas que han comenzado esta madrugada, cuando la policía ha procedido a desalojar el palacio del Marqués de Rozalejo, han continuado una vez que se ha dado por finalizado el desalojo y se ha identificado a 22 personas que se encontraban en su interior. Con momentos de tensión y alguna carga policial, varias decenas de personas se han congregado inicialmente en el entorno de la calle del Carmen, para posteriormente, en un grupo más numeroso, trasladar la protesta hacia la calle Mercaderes.

La presencia en ese punto de la hermana de Maravillas Lamberto, en cuya memoria el gaztetxe se ha denominado Maravillas, ha sido acogida con aplausos por los asistentes.

Desde allí hacia las once de la mañana se han dirigido a la calle Zapatería para mostrar ante la sede del PNV su rechazo a la actuación policial y criticar a Geroa Bai por su actuación en este caso.