Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

Blanco, quiebro ganador

El torero a cuerpo limpio de Val d’ Uxó gana el concurso ‘Ciudad de Tafalla’
Cristian Moras queda subcampeón y Sacristán y Aritz López, de Tafalla, quedan finalistas en tercer y cuarto puesto

Manuel Sagüés | Iñaki Porto - Sábado, 18 de Agosto de 2018 - Actualizado a las 06:02h

El tafallés Aritz López ganó su eliminatoria previa y mereció un mejor puesto en la final del concurso, donde cuajó con elegancia y torería varios ajustados recortes.

El tafallés Aritz López ganó su eliminatoria previa y mereció un mejor puesto en la final del concurso, donde cuajó con elegancia y torería varios ajustados recortes. (IÑAKI PORTO)

Galería Noticia

El tafallés Aritz López ganó su eliminatoria previa y mereció un mejor puesto en la final del concurso, donde cuajó con elegancia y torería varios ajustados recortes.

TAFALLA- El Ciudad de Tafalla, prestigiosa cita de la temporada de tauromaquia popular en la disciplina de recortes, quiebros y saltos, fue a parar a manos de Cristian Blanco, de la localidad castellonense de Val d’Uxó. Blanco llegó a la gran final tras ser el ganador de la cuarta eliminatoria. Los otros finalistas fueron Eusebio Sacristán, de Laseca (Valladolid), Aritz López, de Tafalla (Navarra) y Cristian Moras, de Medina del Campo (Valladolid), vencedores de las eliminatorias 1, 2 y 3, respectivamente.

Dos notas muy positivas del espectáculo fueron la gran asistencia de público, que casi llena el centenario coso tafallés, y el buen juego de los cinco toros corridos, todos de titularidad navarra (Macua, de Larraga;y Hermoso de Mendoza, de Zaraputz). En especial, destacaron por sus hechuras trapío y bravo comportamiento los dos del campo estellés propiedad del rejoneador Pablo Hermoso. El cuarto, Picaracillo, fue un bonito jabonero que hizo exclamar al público por su belleza;y el quinto, fue otro gran toro digno de la categoría de esta plaza navarra.

puestas en escena artísticasLlamó la atención entre las actuaciones el que no se prodigaran los saltos. Varios de los mejores especialistas están lesionados y otros actuaban a la misma hora en Francia. No obstante, el resultado artístico fue bueno, en especial en lo que se refiere a recorte de riñón. Por su dificultad, ajuste y plasticidad destacaron, entre otros, la entrada, embroque y salida de Galas, Aritz López, Conde y Lambas. Por variedad y espectacularidad, el más completo de la función fue el dorsal nº 1, Sacristán, que combinó saltos con recortes. Un salto en la final con la manos en los bolsillos asombró, aunque la caída no la pudo clavar. Quizá el desequilibrio final le pasó factura para no repetir el triunfo de hace diez días en Estella.

Extrañó, viendo lo ocurrido en el ruedo y sin saber si había algún ajuste de compañerismo y de reparto de premios, que ganara Blanco, quien en sus seis toros repitió el mismo quiebro en el centro del ruedo. Cierto es que el segundo de la cuarta eliminatoria mereció la ovación más fuerte de toda la tarde. Todo ello sin quitar mérito al valor y a la perfecta medición del espacio que requiere esta suerte del quiebro.