Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

La Plataforma de Defensa del Patrimonio Navarro acoge "con prudencia" el listado de bienes inmatriculados por la Iglesia que ha anunciado Justicia

EFE - Martes, 21 de Agosto de 2018 - Actualizado a las 14:01h

Acto de la Plataforma de Defensa del Patrimonio Navarro bajo el lema 'Mientras haya apropiación os traeremos carbón'. Frente al Arzobispado. Pamplona.

Acto de la Plataforma de Defensa del Patrimonio Navarro bajo el lema 'Mientras haya apropiación os traeremos carbón'. (Iñaki Porto)

Galería Noticia

Acto de la Plataforma de Defensa del Patrimonio Navarro bajo el lema 'Mientras haya apropiación os traeremos carbón'. Frente al Arzobispado. Pamplona.

PAMPLONA. El presidente de la Plataforma de Defensa del Patrimonio Navarro, Carlos Armendáriz, ha acogido con prudencia el anuncio de que el Ministerio de Justicia realizará un listado de bienes inmatriculados por la Iglesia Católica, al desconocer si sus datos tienen el límite temporal de lo realizado desde 1998.

Armendáriz, no obstante, ha reconocido en declaraciones a Efe que la decisión del Gobierno socialista de contabilizar los bienes inscritos por la Iglesia en el Registro de la Propiedad y que la Plataforma reclama como de propiedad municipal ya supone en sí un "avance" respecto a los realizado por el Gobierno del PP.

Sin embargo, ha dudado de su utilidad plena si el actual Ejecutivo se ha limitado a contabilizar los bienes inmatriculados a partir de la modificación de la Ley Hipotecaria llevada a cabo en 1998, que dio a la Iglesia la potestad de actuar como institución pública.

Al respecto, Armendáriz ha señalado que en Navarra desde 1998 se ha constatado que el Arzobispado inmatriculó a su favor más de 1.000 bienes, principalmente edificios de culto -que para la Plataforma no eran de propiedad de la Iglesia sino de los municipios y vecinos que ayudaron a su construcción y eran los titulares de los terrenos-.

Sin embargo, serían "muchísimos más" los bienes que la Iglesia dispuso a su favor desde 1939 con las leyes del régimen franquista, ya que a los edificios de culto en muchas ocasiones acompañaban las casas parroquiales, terrenos colindantes y otras parcelas de cultivo, entre otros diversos bienes, ubicadas en los mismos municipios.