SE INICIA CON EL PREGÓN

Brujas y zarratrakos anuncian la XV edición de Orhipean

Otsagabia inicia hoy su transformación con luz de antorchas y espectáculo de fuego en el río

Viernes, 24 de Agosto de 2018 - Actualizado a las 11:05h

Las mujeres enseñan en las calles cómo se colgaban las bainetas, alubias verdes, para secarlas y comerlas en el invierno.

Las mujeres enseñan en las calles cómo se colgaban las bainetas, alubias verdes, para secarlas y comerlas en el invierno. (IÑAKI PORTO)

Galería Noticia

Las mujeres enseñan en las calles cómo se colgaban las bainetas, alubias verdes, para secarlas y comerlas en el invierno.

OTSAGABIA.- El tradicional pregón de esta noche en Otsagabia pondrá en marcha la XV edición de Orhipean, la fiesta que muestra gran parte de su identidad, sus tradiciones y de su pasado. El día, en el que se vuelca todo el pueblo, se inicia este año a orillas del río, con la transformación de su pregón en una fiesta vestida de carnaval con luz de antorchas, akelarre y brujería. Llega con un mensaje claro: "Hay que recuperar y mantener las tradiciones", y para ello la organización recurre este año a brujas y zarratrakos, personaje de su carnaval, y a un novedoso espectáculo de fuego hacia las 21.30 horas. Desde diversas calles del pueblo se saldrá con luz de antorchas hasta el puente de piedra haciendo ya desde la víspera más vistoso el comienzo. Después, celebrarán con la ronda por las calles que todo está listo para acoger a los miles de visitantes que llegarán mañana sábado. A las 9.30 horas, el bandeo de campanas anunciará que el día está en marcha y actores y actrices locales aparecerán por las calles con total naturalidad ataviados con vestimentas de sus antepasados, tal como lo hacían en aquel 1918. Comenzará la acción y se extenderá por los distintos rincones del pueblo: lavanderas en el río, matatxerri, la borda con el secado de bainetas, cordeles, la trilla y otras tareas de entonces: hilanderas, axotar la lana, esquilar y elaborar el queso.

VISITAS

De nuevo se podrán contemplar las entradas de las casas transformadas en consultas de dentistas y barberías de entonces. Y habrá celebración en la iglesia. La tienda abrirá sus puertas. Sin embargo, no se podrá recrear la taberna en el mismo espacio que ocupó hace cien años porque la casa se vendió y se está reformando. También abrirá la escuela, que será sin duda una de las estancias más visitadas, con sus clases de época y separados niños y niñas. La tienda, la barbería y la escuela, sin actividad, han estado abiertas desde el día 19 para poder visitarlas. El costurero, la panadería, y otras exposiciones, como por ejemplo la de ropa típica de la época, serán otro de los atractivos de la jornada en la que no faltará la degustación de las famosas migas de pastor, que será sobre las 11.00 horas.

LA TARDE

Las actividades de la tarde del programa de Orhipean comienzan con otro bandeo de campanas que llama a la iglesia para ver las Angelicas. Habrá otra exhibición de trilla a las 17.30, y posterior ronda. A las 19.30 está programado el festival de danzas, seguidamente, tendrá lugar el baile a la antigua usanza con Dantzaro. El broche de fin de fiesta lo pondrá Gabezin, que actuará hasta las 3.00 de la madrugada. La asociación de Orhipean se ha esforzado un año más por dar contenido a la fiesta que es un escaparate de su pasado y que se sufraga con cuotas y la venta en la jornada de jabón, morcilla y vinos de consumo en la taberna. Cuenta con el respaldo del Gobierno de Navarra (departamento de Turismo) patrocinador principal junto al propio Ayuntamiento, la Caixa y DIARIO DE NOTICIAS, además de otras entidades, establecimientos comerciales, hoteleros y casas rurales de la localidad.

Más sobre Sangüesa / Pirineos

ir a Sangüesa / Pirineos »