viaje del pontífice a irlanda

El papa no dirá "ni una palabra" sobre las acusaciones de encubrimiento

Un exnuncio de Estados Unidos pide la renuncia del Papa por conocer los abusos - El arzobispo Viganò asegura que Francisco conocía desde 2013 las acusaciones que pesaban sobre el cardenal McCarrick
El Pontífice entona el mea culpa y pide perdón desde Irlanda por las injusticias de la Iglesia

Lunes, 27 de Agosto de 2018 - Actualizado a las 06:01h

El papa responde a un periodista en el avión de regreso a Roma.VER VÍDEOReproducir img

El papa responde a un periodista en el avión de regreso a Roma.

Galería Noticia

El papa responde a un periodista en el avión de regreso a Roma.ReproducirEl papa responde a un periodista en el avión de regreso a Roma.El papa Francisco durante la misa de clausura del Encuentro Mundial de las Familias en el Phoenix Park, en Dublín, Irlanda.

“Pedimos perdón. El Señor mantenga y acreciente este estado de vergüenza y de compunción”

DUBLÍN. El papa Francisco ha asegurado este domingo que no dirá "ni una palabra" en relación con las acusaciones de encubrimiento de abusos sexuales vertidas en su contra y ha insistido en que el documento presentado por el exnuncio de la Santa Sede en Estados Unidos, Monseñor Carlo Maria Viganò, que ha pedido su renuncia, "habla por sí mismo".

En este sentido, el pontífice ha instado a los medios de comunicación a leer el documento y decidir después si este posee o no credibilidad. En una carta de 11 páginas que fue publicada este domingo por algunos medios de comunicación, el arzobispo Viganò hizo públicas sus acusaciones contra el pontífice y además sugirió que otros miembros de la Curia han encubierto las acusaciones contra el cardenal estadounidense.

"Leí esa declaración esta mañana. La leí y diré sinceramente que debo decir esto, a usted (el periodista) y a todos los que estén interesados: lea el documento detenidamente y juzgue por sí mismo", ha declarado el pontífice.

"No voy a decir una palabra sobre esto. Creo que la declaración habla por sí misma y tiene suficiente capacidad periodística para llegar a sus propias conclusiones", ha manifestado.

Viganò dio a conocer el documento durante la visita del Papa a Irlanda. En el texto, acusa a un gran número de funcionarios del Vaticano de encubrir el caso del excardenal Theodore McCarrick, de 88 años.

El 20 de junio de este mismo año, la Arquidiócesis de Nueva York (Estados Unidos) reveló que una investigación sobre el presunto abuso sexual de McCarrick contra un menor apuntaba a que la acusación era "creíble y sostenible".

McCarrick fue ordenado sacerdote a finales de la década de 1950 y fue nombrado Obispo Auxiliar de Nueva York en 1977. En 1981 fue nombrado Obispo de Metuchen, en el estado de Nueva Jersey. Cinco años más tarde sería designado como Arzobispo de Newark, en el mismo estado.

En el año 2000 se convirtió en Arzobispo de Washington, la capital del país, y fue creado cardenal un año más tarde.

Tras el informe de la Arquidiócesis de Nueva York, los medios de comunicación estadounidenses difundieron nuevas acusaciones de abuso sexual o coerción a manos de McCarrick, siendo obispo, a seminaristas y sacerdotes jóvenes.

La Diócesis de Metuchen y la Arquidiócesis de Newark revelaron que recibieron informes de que McCarrick estuvo envuelto en inconductas sexuales con adultos, y resolvieron dos casos con acuerdos financieros. 

Por su parte, el Papa pidió perdón ayer por los abusos de poder, de conciencia y sexuales por parte de miembros de la Iglesia en Irlanda en un insólito mensaje que leyó ante los miles de católicos congregados en el Phoenix Park, antes de la misa de clausura del Encuentro Mundial de las Familias.

“Pedimos perdón. El Señor mantenga y acreciente este estado de vergüenza y de compunción, y nos dé la fuerza para comprometernos en trabajar para que nunca más suceda y para que se haga justicia”, señaló Francisco.

el papa asume su parte de culpaEl Papa se disculpó “especialmente” por aquellos abusos “cometidos en diversos tipos de instituciones dirigidas por religiosos u otros miembros de la Iglesia”. Asimismo entonó el mea culpa “por algunos miembros de la jerarquía que no se hicieron cargo de estas situaciones dolorosas y guardaron silencio”.

También pidió perdón por los “chicos que fueron alejados de sus madres y por todas aquellas veces en las que se decía a madres solteras que trataron de buscar a sus hijos o a los hijos que buscaban a sus madres, decirles que era pecado mortal”.

En su declaración, el pontífice explicó que el sábado se reunió con ocho víctimas y que después de ese encuentro, quería “poner delante de la misericordia del Señor estos crímenes y pedir perdón por ellos”. - Efe/E.P.

El papa en Irlanda

Visita al santuario mariano de knock

Durante el Encuentro Mundial de las Familias. El papa Francisco visitó ayer el santuario mariano de Knock, en el norte de Irlanda, uno de los más importantes de la tradición católica de Europa y que recibe cada año millón y medio de peregrinos, durante su visita para el Encuentro Mundial de las Familias. En una jornada de lluvia, típica irlandesa, miles de personas esperaron al papa Francisco en la explanada ante el santuario este pequeño pueblo, testigo en 1879 de la aparición de la Virgen acompañada de San José y de San Juan, evangelista en una de las paredes de su vieja Iglesia. Francisco recorrió en papamóvil la explanada y después entró en el santuario donde estuvo algunos minutos en silencio ante la Virgen y después le donó un rosario de oro. El papa argentino rezó el Angelus ante el santuario y después regresó a Dublín para continuar con el programa, que concluirá con una misa multitudinaria en el Parque Phoenix.

próximo encuentro

Roma 2021. El próximo Encuentro Mundial de las Familias se celebrará en Roma en 2021, anunció ayer el prefecto del dicasterio para Laicos, Familia y Vida, el cardenal Kevin Farrel, en Dublín.

Un evento creado por Juan Pablo II. Juan Pablo II fue el fundador del evento, que se organiza cada tres años. Roma toma el relevo de Dublín (2018), Filadelfia (2015) y Milán (2012).