“El trabajo en Navarra es muy bueno desde la base”

balance | garikoitz lerga valoró el éxito del patinaje español y navarro en el último campeonato de europa, celebrado en ostende, en el que se consiguieron 38 medallas

Iker García / Iñaki Porto - Jueves, 30 de Agosto de 2018 - Actualizado a las 06:01h

Garikoitz Lerga posando para una entrevista en su tienda, Elite Sports.

Garikoitz Lerga posando para una entrevista en su tienda, Elite Sports. (Iñaki Porto)

Galería Noticia

Garikoitz Lerga posando para una entrevista en su tienda, Elite Sports.

pamplona- Tras el éxito de la selección española -y, dentro de ella, de los patinadores navarros- en el Europeo de Ostende, el seleccionador, el navarro Garikoitz Lerga, hizo balance. 38 medallas para la selección -20 de ellas de oro- convierten a este campeonato en uno de los mayores éxitos para el deporte español. Y más todavía para el deporte navarro, ya que 17 medallas -9 de oro- fueron conseguidas por patinadores navarros.

Todo un éxito, aunque para Lerga ya había claros indicios de que podía darse algo así. “Esperado, con ese número de medallas y esos colores, como no tenemos una bola de cristal, no era. Pero este año, después de las pruebas del selectivo y viendo los tiempos que se estaban marcando, sabíamos que la cosa iba a ir bien. De todas formas, sabemos que el deporte no es uno más uno. Tu puedes estar haciendo las cosas bien y que te toquen en la última curva. Lo que sí sabía es que íbamos a estar en la pomada en todas las pruebas”, aseguró el seleccionador.

España está acostumbrada a pelear por las medallas en los campeonatos de patinaje, pero no a competir de tú a tú con otros países por liderar el medallero. “Más que hablar de las 38 medallas yo hablaría de las 20 de oro. Estamos más acostumbrados a luchar por esas platas o bronces quitando a cuatro que peleaban por el oro. El poder tener gente como para pelear por el oro y la plata en una prueba es un gran paso. Nosotros siempre hemos estado ahí, con Italia y Francia. A veces ha estado Alemania o Bélgica, pero nosotros siempre hemos estado entre los cinco primeros. Pero, estar luchando por liderar el medallero, yo no lo he conocido nunca en los 25 Campeonatos del Mundo ni en los 25 Europeos en los que he estado como patinador o como seleccionador”, relata Lerga.

Gestionar el éxito puede ser complicado, y ese es uno de los principales motivos de preocupación para Garikoitz Lerga, más todavía con el Mundial de Barcelona del año que viene en mente. “Me preocupa que, ahora que lo estamos haciendo bien, entremos en el conformismo y más con un reto tan importante como es el Campeonato del Mundo del año que viene, que se celebra en Barcelona. A todos les decía que es ahora cuando hay que apretar de verdad, porque tenemos una meta y no hay que dejarnos nada en el tintero”

navarra, a la cabezaLos navarros fueron la punta de lanza de la selección, con 17 medallas de las 38 totales. Los siete representantes navarros se colgaron al menos una medalla, y representaron casi el 50% de los oros. Lerga explica que Navarra siempre está a la cabeza ya que “el trabajo es muy bueno desde la base”. “En Navarra, a nivel de patinaje, tenemos una historia y un bagaje que, con el paso del tiempo, hace que la estructura de los clubes este muy bien formada. Los niños trabajan bien y llegan arriba con un nivel óptimo. Normalmente, el porcentaje de navarros en la selección nacional es grande porque se trabaja muy bien, comparándolo con otras comunidades. Por ejemplo, hemos tenido a Asturias arriba y ahora no está tan bien, o Cataluña que ahora está fuerte. Pero Navarra siempre va a estar arriba porque el trabajo es muy bueno desde la base en general”.

Personalizando en los patinadores navarros del Europeo, el gran protagonista fue el juvenil Iván Galar, que se trajo de Bélgica cinco medallas de oro. “Iván Galar ya comenzó muy bien el año y ahora está a un grandísimo nivel. Para él ha sido muy importante la clasificación para la Olimpiada de los menores que se celebra en Buenos Aires en octubre”, comenta Lerga. “Tiene una proyección muy, muy buena. Pero el éxito va a estar en su cabeza y en sus piernas y en cómo lleve todo eso. Ya he dicho que el miedo que tengo es que se lo crean, que se confíen o que se conformen. Si sabe gestionar todo eso, por calidad tendremos para tiempo. Confío en que sabrá hacerlo”, señala.

También mostraron un muy alto nivel Javier Larrasoáin, Daniel Milagros y Beatriz Pejenaute, los tres también juveniles. “Son patinadores muy jóvenes, aunque para Javi era el segundo Europeo. Dani ha sido una grata sorpresa para todos, porque llegó al final muy bien. Sobre todo, se ha adaptado muy bien a lo que se le ha ido mandando. De igual manera que Bea Pejenaute, que se va con dos oros de su primer Europeo. En general, sabíamos que lo íbamos a hacer bien con los pequeños, porque los tiempos con los que llegaban eran de una categoría superior. No sabíamos a dónde íbamos a llegar, pero sabíamos que íbamos a estar ahí”, explicó Lerga.

En cuanto a los séniors, a nadie le sorprende el éxito de Ioseba Fernández, campeón y récord mundial, aunque Lerga le da más mérito todavía. “A Ioseba, el estar ahí, es de los que más esfuerzo le cuesta, porque todos vamos cumpliendo años. Si fuera fondista diría que no tiene tanto mérito. Todo tiene mérito, pero siendo un velocista, él lo está llevando muy bien. Es para quitarse el sombrero. Seguro que el año que viene revalidará el Campeonato del Mundo en una prueba nueva que hay, 200 metros persecución, y en los 100 metros”, aventura.

En cuanto a Maite Ancín y Maialen Oñate, Lerga explica que su éxito radica en que se crean que pueden vencer. “Maite se lo ha creído ella misma un poquito más. Tanto Maite como Maialen son dos patinadoras de una calidad extraordinaria. Lo que les falta un poco es creérselo. En la primera carrera, Maite salió dubitativa y no lo consiguió. Y en la segunda hicimos un pequeño planteamiento para que ella lo viera más claro y a raíz de ahí empezó a sacar resultados en todas. Además, le ayuda mucho competir junto a Maialen”.

los retosPaíses como Italia o Francia, que son contra los que compite España, cuentan con más número de fichas, lo que les facilita pelear por las medallas, y es algo en lo que a Lerga le gustaría mejorar. “Nosotros tenemos ahora muy buenas puntas, pero necesitamos más patinadores que compitan con esas puntas. De esa manera subiríamos el nivel de todos y lograríamos mejores resultados. Es uno de los retos importantes que tenemos ahora mismo y en ello estamos trabajando”, concluyó.