Un nuevo feo a Turquía

Por Tomás de la Ossa - Sábado, 29 de Septiembre de 2018 - Actualizado a las 06:02h

ATurquía le han negado las cuatro Eurocopas de fútbol que ha pedido -2008, 2012, 2016 y 2024- y nos gustaría pensar que ha sido por su falta de respeto a los derechos humanos, pero no es ése el motivo. Sin llegar a las cotas del COI (China) o de la FIFA (Rusia, Qatar), que se venden al mejor postor, en el caso de la UEFA también hay que seguirle la pista al dinero. Y, claro, si compites con Francia o Alemania lo más lógico es que salgas perdiendo. Se ve que Turquía no se ha rascado lo suficiente el bolsillo para comprar las voluntades necesarias, y es una pena porque, como país a caballo entre dos continentes, con civilizaciones avanzadas cuando en Europa aún se vivía en cuevas y se hablaba con gruñidos, feos continuos como ése la empujan hacia Asia, y eso ni es bueno, ni es inteligente, ni crea Europa. Quizás las Eurocopas se han convertido en algo demasiado importante para estar en manos de una organización opaca, inmune e impune.