La falta de estudios del terreno, clave en los hundimientos de Santa Quiteria

Una sentencia culpa a la empresa Construcciones Ecay y le condena a pagar los arreglos del campo

Fermín Pérez-Nievas J.A. Martínez - Domingo, 9 de Octubre de 2016 - Actualizado a las 06:07h

El campo de fútbol de Santa Quiteria objeto del litigio, en unas reparaciones de 2010.

El campo de fútbol de Santa Quiteria objeto del litigio, en unas reparaciones de 2010. (EFE)

Galería Noticia

El campo de fútbol de Santa Quiteria objeto del litigio, en unas reparaciones de 2010.

tudela- La falta de estudios geotécnicos que determinaran que el terreno sobre el que se asentaba el campo de hierba artificial de Santa Quiteria estaba formado por “rellenos vertidos durante años de forma incontrolada”, es la razón de los hundimientos que se han producido en estas instalaciones desde que se inaugurara en 2008. Así lo determina una sentencia de la sala de lo Contencioso Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Navarra que pone toda la responsabilidad sobre la empresa que diseñó el proyecto y lo llevó a cabo, Construcciones Ecay, y exime al Ayuntamiento de Tudela de responsabilidades.

La sentencia considera acreditado que “en el origen de los daños existe un problema geotécnico del terreno, debido a rellenos vertidos durante años de forma incontrolada, que en ocasiones debido al agua infiltrada en su estructura hace que se colapse y provoque hundimientos. Dichos problemas previos del terreno no fueron detectados ni por el proyectista ni por la constructora y son la causa de los diversos hundimientos”. El hecho de que la empresa fuera la adjudicataria no sólo de la obra sino también del proyecto resultó clave porque “debe responder de los defectos y vicios ocultos de la construcción durante un período de quince años”.

En opinión del tribunal la empresa no realizó un estudio que analizara las características del terreno de juego “y ello impidió que se detectaran los defectos a fin de evitar los problemas ulteriores”. Pese a que el pliego exigía que se realizara este estudio, el análisis geotécnico solo se realizó sobre la zona del graderío y los viales, por lo que la sentencia señala que queda demostrado que se “incumplió el pliego del contrato mixto”.

Por este motivo concluye que “no existe ninguna responsabilidad del Ayuntamiento, ni por haber realizado el proyecto básico ni por haber llevado la dirección facultativa de la obra” y que “tampoco se ha acreditado que el Ayuntamiento tuviese conocimiento previo del problema ni que con anterioridad se hubieran producido hundimientos semejantes en el campo de fútbol de tierra”.

Por todas estas razones condena a la empresa a subsanar los hundimientos y a hacerse cargo de las costas. En resumen, la constructora no sólo se tiene que hacer cargo del coste de las reparaciones efectuadas por ella misma sino también de las efectuadas por el Ayuntamiento y cuyo pago le fue requerido y no quiso afrontar. Además durante el plazo establecido (15 años) tiene que seguir respondiendo por vicios ocultos de los hundimientos que se produzcan en el terreno de juego.

las obrasEl Ayuntamiento adjudicó a la empresa Construcciones Ecay el proyecto y construcción de los campos de hierba artificial en el año 2007 dentro de una propuesta que respondía a los presupuestos participativos por un montante total de 1,27 millones de euros. Las obras se prolongaron durante casi un año y se terminaron en enero de 2008.

Pronto se comenzaron a producir los hundimientos, ya en 2009, aunque los principales fueron en 2010 y 2012 con los que se tuvo que levantar casi todo el manto de hierba artificial, aunque en total el número se acerca a la media docena.

la cifra

1,2

Millones de euros costaron los dos campos de hierba artificial de Santa Quiteria. En las diferentes reparaciones por hundimientos producidos desde el año 2009 se gastaron alrededor de 70.000 euros. Parte de esa cantidad reclamaba el Consistorio a la empresa Construcciones Ecay que ahora, además de pagarla, se ha de hacer responsable de las reparaciones durante 15 años, tal y como firmó con el Ayuntamiento de Tudela y como confirma la sentencia de TSJN.

Últimas Noticias Multimedia