Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

Montoro cuestiona las cifras de Navarra pero avanza su actitud negociadora

Madrid rompe su silencio para negar el sobrepago navarro, aunque antepone su compromiso institucional con el Convenio
El Ministerio de Hacienda contacta con Aranburu, que toma el guante y emplaza a reunirse en la comisión técnica

Julio Iturri - Miércoles, 12 de Octubre de 2016 - Actualizado a las 06:06h

Mikel Aranburu y Cristóbal Montoro, en un encuentro en Madrid.

Mikel Aranburu y Cristóbal Montoro, en un encuentro en Madrid. (D.N.)

Galería Noticia

Mikel Aranburu y Cristóbal Montoro, en un encuentro en Madrid.

“Espero que el estudio sirva para agilizar una negociación que lleva dilatada demasiado tiempo” “La supuesta pérdida de recursos de 100 millones para Navarra no es real ni está justificada”

PAMPLONA.El baile negociador sobre la renovación de la Aportación anual que Navarra paga a Madrid ya ha arrancado. El Ministerio de Hacienda salió ayer de su letargo cuestionando los cálculos que maneja de saque el Gobierno navarro, aunque puso por delante su “inequívoca voluntad negociadora y de compromiso institucional con el Convenio” para abordar la renovación del quinquenio que sentará las bases de las liquidaciones que le corresponderá a la Hacienda Foral hasta 2019.

Este pronunciamiento por parte de Madrid rompe, en cierta manera, el silencio y el bloqueo que se han prolongado durante este último año con la excusa de la interinidad en la que se encuentra el Gobierno de Mariano Rajoy y que ha obligado a una prórroga automática de la Aportación al Estado durante el pasado quinquenio, con todos los desfases que esto implica, que actúan siempre en perjuicio de Navarra.

A su vez, a los pocos minutos de que la Hacienda estatal enviara su nota de prensa, el consejero de Política Financiera del Gobierno navarro, Mikel Aranburu, no tardó en celebrar la voluntad expresada por el Ministerio que dirige Cristóbal Montoro y, tomándole el guante, en lugar de entrar en una guerra de cifras, le emplazó a reunir ya a la comisión técnica bilateral para empezar ya a contrastar sobre esta mesa los cálculos de ambas partes.

De hecho, al tiempo que se cruzaban en público distintas interpretaciones sobre las cifras, el propio consejero navarro mantuvo ayer mismo una conversación telefónica informal con responsables del Ministerio de Hacienda para avanzar en la elaboración un guión técnico e ir analizando, punto por punto, todas las variables objeto de discrepancias.

El Gobierno de Uxue Barkos dio a conocer este mismo lunes un estudio -“serio y minucioso, basado en criterios estrictamente técnicos y en aplicación rigurosa de la metodología prevista en el Convenio”, en apalabras de Aranburu- que sus técnicos de Hacienda han estado elaborando durante dos años y que confirma que, efectivamente, Navarra está pagando al Estado cantidades muy por encima -entre 100 y 250 millones de euros, en función de cómo se interpreten distintos ajustes técnicos- de lo que le correspondería de acuerdo al peso específico real de su economía.

horquilla entre 341 y 494Como posición de partida, el consejero Aranburu enmarcó la negociación con el Estado para el próximo quinquenio en una horquilla de 153 millones de euros que distan entre los 341 millones de aportación anual en el escenario más favorable para Navarra y los 494 millones en el supuesto más gravoso, basándose ambas cifras en las conclusiones del propio estudio que, antes de su difusión, la Hacienda Foral envió al Ministerio por correo certificado.

Estos son los márgenes que la propia delegación navarra establece por encima y por debajo, en función de cómo se terminen calculando numerosos ajustes fiscales de notable complejidad técnica, entre impuestos indirectos de IVA especial e Hidrocarburos, índices de imputación en competencias compartidas o cargas asumidas por Navarra en programas del Estado.

Apenas 24 horas después, y también en la lógica de defender una posición negociadora de partida, Madrid salió ayer a cuestionar estos datos. Aparte de negar que hubiera recibido el mismo estudio que replicó, el Ministerio de Hacienda consideró que el planteamiento de la parte navarra “confunde a la opinión pública hablando de una supuesta pérdida de recursos de 100 millones que ni es real ni está justificada”.

Sin embargo, el comunicado del Ministerio de Montoro no entró a rebatir los detalles de aquellos datos aportados por la Hacienda navarra que, sin embargo, tildó genéricamente “de escaso fundamento técnico”, ni ofreció tampoco un cálculo alternativo con sus propias cifras.

Esta respuesta hace pensar que, tras un año de silencio y “dentro de las limitaciones propias de la actual situación del Gobierno en funciones” -según matizó en su nota-, el gabinete Rajoy mueve ficha en los prolegómenos de una negociación que se aventura larga en los próximos meses.

trabajos previos

constitución de la subcomisión

Volkswagen y otros tributos. Pese a las tiranteces que se desprenden de las discrepancias entre las haciendas navarra y española sobre los ajustes fiscales para calcular la Aportación que la Comunidad Foral debe pagar al Estado, hay ya algunos pasos que acercan posiciones. El 22 de abril se formó una subcomisión bilateral para avanzar trabajos técnicos preparatorios de la negociación, aunque la parte navarra se queja de su pasividad más allá de su constitución. La Hacienda estatal alega también en favor de su actitud los acuerdos sobre la solución al problema del IVA de Volkswagen o sobre las nuevas figuras tributarias de Navarra en impuestos del Sector Eléctrico, Depósitos Bancarios o Juego.

Últimas Noticias Multimedia