Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

La huelga de examinadores de Tráfico puede retrasar exámenes fijados en verano hasta Navidades

El paro de ayer, seguido por el 100% de funcionarios, deja a 35 alumnos sin examen en Tudela
La huelga, hasta el 31 de julio, solo permite dos días hábiles a la semana

Enrique Conde - Martes, 27 de Junio de 2017 - Actualizado a las 06:01h

Vehículos de autoescuela, en la huelga de 2015.

Vehículos de autoescuela, en la huelga de 2015. (Javier Bergasa)

Galería Noticia

Vehículos de autoescuela, en la huelga de 2015.

pamplona- De los 35 exámenes prácticos de conducir que había planificados que se realizaran ayer en Tudela no se pudo hacer ninguno. Toda la plantilla de examinadores de Tráfico de Navarra, que en realidad son apenas media docena teniendo en cuenta que hay examinadores itinerantes reforzando el servicio, secundó ayer la huelga de este colectivo que denuncia su precaria situación laboral y el estancamiento de sus condiciones económicas. Las jornadas de huelga, si no hay movimientos por parte del Gobierno central, continuarán en todo el Estado los lunes, martes y miércoles hasta el 31 de julio. Para hoy y mañana tampoco se espera que se realice ningún examen en Tudela, algunos de los cuales se podrán completar el primer día disponible pero dichas citas solo se pueden acumular en los jueves y viernes de julio.

El excedente de alumnos para examinarse que arrastra la huelga es importante, dado que todos los aspirantes a obtener el permiso no pueden ser examinados en esos dos días hábiles y, por lo tanto, se ven retrasados en el tiempo hasta más de un mes. A muchos de los alumnos afectados es imposible darles todavía una fecha de señalamiento, por lo que la situación va a empeorar salvo que haya un cambio drástico en las posturas de los interesados y se pueda desconvocar la huelga. En agosto todavía habrá menos examinadores disponibles, por lo que las pruebas a hacer serán muchas menos. A ello hay que añadir que julio es un mes que en Pamplona se ve trastocado por los Sanfermines. De hecho, seguramente que este año se plantee hacer exámenes en Tudela durante Sanfermines, al menos el 13 y 14 de julio y también a final de mes, coincidiendo con las fiestas de la ciudad del Ebro. Además, en Tudela se da la circunstancia de que solo se puede examinar en verano a siete candidatos por examinador, puesto que el comité de huelga a nivel estatal acordó que los desplazamientos se incluyeran dentro de la jornada laboral siempre y cuando un examinador así lo quisiera. En la jornada estival, en Pamplona, se realizan 11 exámenes (13 en invierno).

“Planificar ahora mismo las pruebas es un auténtico tetris. Cada día hay que volver a hacer un planteamiento porque tampoco sabemos si van a mandar examinadores itinerantes y ellos van a hacer huelga. Pero si seguimos en esta situación el retraso se va a acumular hasta Navidades, va a ser imposible hacer los exámenes antes porque se va a crear un cuello de botella enorme”, explica Txema Calvo, coordinador de examinadores en Navarra. Este grupo de funcionarios del Estado, según recuerda Calvo, llegaban a una decena en la Comunidad Foral hace una década y ahora quedan reducidos a cuatro. Calvo es el único coordinador que hace circulación en la calle, es decir exámenes prácticos, cuestión que no ocurre con asiduidad con los coordinadores de otras autonomías.

un PANORAMA desoladorUno de los cuatro examinadores sufrió un accidente laboral y se encuentra de baja. Por lo tanto, la plantilla queda reducida a dos jornadas y media en Pamplona, que solo se ven apoyados por examinadores itinerantes o en comisión de servicios. “Y esto solo va a ir a peor”, advierte Calvo, “porque con las actuales condiciones económicas nadie va a venir a Navarra a trabajar y en cuatro años se van a jubilar otros dos compañeros y varios más de las oficinas. ¿Cuál va a ser el relevo? No lo hay. La media de edad de la Administración es altísima, no se convocan oposiciones y este trabajo exige además un curso de tres meses de preparación en Madrid. ¿Qué funcionario del Estado va a elegir este camino y va a decidir además venir a Navarra? El problema es muy serio”, relata Calvo.

Isabel Foncillas, presidenta de la Asociación de Autoescuelas de Navarra (Apana), se muestra igualmente preocupada por el futuro de los alumnos que se van a examinar, “entre los que reina una gran incertidumbre, porque no podemos decirles cuándo van a hacer el examen y más ahora en verano que tenemos más trabajo. La situación es complicada para todos, pero está claro que los examinadores son muy pocos para los aspirantes que hay”.

Más sobre Navarra

ir a Navarra »

Últimas Noticias Multimedia