INTRODUCIENDO LA SUBROGACIÓN

ELA emplaza al Gobierno de Navarra a "combatir realmente la desigualdad de género" en la futura Ley de Contratos

EP - Miércoles, 21 de Febrero de 2018 - Actualizado a las 18:46h

Mujeres hacen en Pamplona el gesto feminista durante la manifestación con motivo del 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer.

Mujeres hacen el gesto feminista con motivo del 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer. (Unai Beroiz)

Galería Noticia

Mujeres hacen en Pamplona el gesto feminista durante la manifestación con motivo del 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer.

PAMPLONA.- ELA ha emplazado al Gobierno de Navarra a "combatir realmente la desigualdad de género" en la futura Ley de Contratos Públicos introduciendo la subrogación "en todas las modalidades de contratación pública, y no solo para los casos de concesión de servicios".

El sindicato ha recordado que en 2014 promovió una Iniciativa Legislativa Popular (ILP) para incorporar cláusulas sociales en los pliegos de contratación que supuso la modificación de la Ley Foral 6/2006 de Contratos Públicos que aún sigue vigente.

"Sin embargo, en el texto aprobado por el Gobierno no se ha incluido la subrogación de las plantillas en todas las modalidades de contratación, ni se han incluido otras cláusulas sociales propuestas por ELA", ha criticado el sindicato. "Por ello, siguen sin estar protegidas las plantillas que trabajan en jardines, ambulancias, limpiezas, gestión deportiva, escuelas infantiles, sector sociosanitario, etcétera", ha indicado. "Como es evidente, son las mujeres las más perjudicadas por esta situación, que aún puede revertirse si el Parlamento de Navarra introduce en la futura ley las citadas propuestas", ha planteado.

El sindicato ha propuesto en un comunicado nueve medidas contra la brecha salarial. Así, ha apostado por el "reparto paritario de los trabajos domésticos y de cuidado" y el "reconocimiento del valor social y económico" de estos trabajos. De la misma manera, ha pedido el impulso de políticas públicas "en favor del empleo de calidad para combatir la situaciones de precariedad que sufren las mujeres", el desarrollo de servicios públicos de cuidados "gratuitos y universales", así como el rechazo de "salarios inferiores en los servicios privatizados o subcontratados por las administraciones".

Asimismo, ha propuesto que haya igualdad en los permisos de maternidad y paternidad "que deben ser intransferibles", la exigencia de planes de igualdad "reales" en las empresas en las que trabajan más de 250 personas, que las medidas de conciliación "no sean a costa del salario o las posibilidades de hacer carrera", además de incrementos salariales más altos en "sectores feminizados con el fin de que los trabajos de igual valor sean pagados equitativamente".