El cuatripartito aprueba las cuentas del Valle de Egüés con oposición de UPN y PSN

Presupuesto e inversiones suman 17, 9 millones e incluyen la casa de cultura, el polideportivo y la 0-3

Mikel Bernués Patxi Cascante - Martes, 27 de Marzo de 2018 - Actualizado a las 06:01h

Álvaro Carasa (I-E), Iván Méndez, María Victoria Cortijo (Somos Eguesibar), Ekintza Landa, Amaia Etxarte (EH Bildu), Joseba Orduña, Helena Arruabarrena y el alcalde Alfonso Etxeberria (Geroa Bai), ayer durante el debate de presupuestos.

Álvaro Carasa (I-E), Iván Méndez, María Victoria Cortijo (Somos Eguesibar), Ekintza Landa, Amaia Etxarte (EH Bildu), Joseba Orduña, Helena Arruabarrena y el alcalde Alfonso Etxeberria (Geroa Bai), ayer durante el debate de presupuestos.

Galería Noticia

Álvaro Carasa (I-E), Iván Méndez, María Victoria Cortijo (Somos Eguesibar), Ekintza Landa, Amaia Etxarte (EH Bildu), Joseba Orduña, Helena Arruabarrena y el alcalde Alfonso Etxeberria (Geroa Bai), ayer durante el debate de presupuestos.

sarriguren- Prespuesto (12,1 millones de euros), plantilla orgánica y una modificación de 5,8 millones más para inversiones, el grueso para las futuras dotaciones de casa de cultura, polideportivo y escuela infantil. En total, 17.983.00 euros que se sometieron ayer a debate en el Pleno del Valle de Egüés, donde el cuatripartito aprobó las cuentas para 2018 (con un incremento del 5,31% respecto a 2017) con oposición de UPN y PSN. Los socialistas, no obstante, dieron el visto bueno a las inversiones al tratarse de “proyectos básicos”.

El alcalde Alfonso Etxeberria (Geroa Bai) recordó que los presupuestos “se han negociado con todos los grupos, pero han sido acordados con grupos del cuatripartito”, y se refirió a unas cuentas “de progreso y futuro”. En su desglose de las principales partidas, y en apartado de ingresos, Etxeberria incidió una vez más en los “1,5 millones de menos” que recibe el Ayuntamiento del fondo de las Haciendas Locales. “Esto no puede seguir así”, dijo, y pidió a los departamentos de Educación y Cultura del Gobierno de Navarra “que tengan en cuenta las cantidades de las inversiones que vamos a realizar, y adelantar, de escuela infantil y casa de cultura. Estamos hablando de 1.350.000 euros para la escuela infantil, que debe pagar íntegra el Gobierno, y casi 7 millones de casa de cultura, en la que debe financiar cuando menos un 40%, según el convenio firmado entre ambas instituciones”. Y pidió acordar “los plazos y las formas de pago”, una solicitud que, de una u otra manera, transmitieron y compartieron todos los grupos municipales.

Álvaro Carasa (I-E) puso el acento no tanto en los presupuestos (“es lo comido por lo servido, tenemos gastos en función de los ingresos”) sino en unas inversiones con las que “continúa el cumplimiento del acuerdo programático. Las partidas de mayor relevancia van a consolidar las principales infraestructuras que teníamos como objetivo”. También subrayó “el incremento en juventud, cuestión clave y estratégica en el futuro del valle. Somos un barrio muy joven y no hay que ser experto en las artes adivinatorias para entender que en juventud vamos a tener que echar el resto”, dijo.

Por su parte, Iván Méndez (Somos Eguesibar) comenzó lamentando la falta de ejecución de presupuestos anteriores, pero celebró, por ejemplo, el aumento del gasto en cooperativismo, juventud o el servicio piloto de catering para personas dependientes. También detalló el papel de su grupo para “ejercer una negociación responsable” y aseguró que “continuamos construyendo un municipio más social, más inclusivo y más ecológico”.

Y para Amaia Etxarte (EH Bildu) las cuentas suponen “la continuación del avance y desarrollo del valle. Se ha convertido en el tercer municipio de Navarra, y su crecimiento debería ir al mismo ritmo”. Hizo referencia a “la dejación de gobiernos anteriores” sobre infraestructuras necesarias y apuntó al trabajo por “el afianzamiento de la plantilla. Durante años no ha habido voluntad para que se fuese dando esa consolidación, y cuando apareció vino condicionada por las limitaciones establecidas por Madrid”, Y estimó que “la OPE de 2018 va a ser una vía de inicio” para avanzar en esa consolidación.

voces contrariasEn el lado del no al presupuesto, Mikel Bezunartea (PSN) agradeció la “disposición del alcalde, el diálogo y las conversaciones fluidas” a la hora de elaborar las cuentas, en las que se contemplaron varias de sus enmiendas. Hasta ahí lo positivo. El edil socialista criticó la falta de “iniciativas originales” para captar ingresos. “Una vez más se ha tirado por la vía fácil y sencilla, la subida de impuestos. A los vecinos les damos un buen zasca a sus bolsillos”, censuró. Y mostró su preocupación sobre “cómo se van a afrontar los nuevos gastos corrientes y de personal con las nuevas infraestructuras”.

Mucho más duro se mostró el portavoz de UPN Juan José González Iturri sobre “un presupuesto que responde a la política del equipo de Gobierno, alejándose, cada vez más, de los intereses de los ciudadanos del Valle de Egüés. Este Ayuntamiento no se preocupa en reducir un gasto corriente desbocado y no se interesa en realizar inversiones”, dijo. Y alertó sobre una deriva del Ayuntamiento “tal vez imparable, de endeudamiento, pretendiendo convencer a los vecinos del Valle de Egüés de que está realizando unas inversiones, pero lo que está haciendo es empobrecer al valle de Egüés”. También censuró el “claro tufo electoral” de los presupuestos o el hecho de que el equipo de Gobierno “pretende engañar a los vecinos diciendo que se van a gastar 6 millones de euros en inversiones. Lo que van a hacer es gastar el remanente existente, y la hucha que dejó UPN en Andacelay, entidad a la que descapitalizan del todo”, finalizó.

“La realidad es que son dotaciones y equipamientos necesarios en los que entiendo que estamos todos a favor”, respondió el alcalde sobre ese “tufo” electoral, y respecto a Andacelay añadió que “decir que vamos a gastar los ahorros de UPN es un poco fuerte... cuando entramos tuvimos que pedir un crédito para pagar las nóminas, y ahora tenemos cinco millones de presupuesto”.incremento del alumbradoEl Pleno también aprobó un aumento de 170.633 euros (el 9,89% de lo presupuestado inicialmente) para el proyecto de renovación del alumbrado público del valle, una medida que contó con los votos a favor de Geroa Bai, EH Bildu y PSN, la abstención de I-E y Somos Eguesibar y el voto contrario de UPN.

en corto

Principales inversiones. Las futuras dotaciones del Valle se ‘comen’ buena parte de los 5,8 millones para inversiones;Casa de Cultura (2,1 millones), polideportivo (1,5 millones) y escuela infantil (1,35 millones). También se incluye la reparación de calles y aceras en Gorraiz (100.000 euros), unos baños públicos en Gorraiz (50.000 euros), obras en concejos y otras actuaciones (69.000 euros), o 60.000 euros para cubrir un parque infantil.

Personal. Se ha contemplado el aumento del 1,5% de salario a toda la plantilla.

Alumbrado público. Los presupuestos estiman una reducción del 45% en los costes del alumbrado público por la sustitución a leds y el mantenimiento por cuenta de la adjudicataria.

Andacelay. Según detalló Etxeberria, el activo de la sociedad es de 3,7 millones. Y en Egüés XXI 2, de la que se acordó en diciembre del 2017 su disolución en un plazo máximo de un año, el resultado del ejercicio 2017 es de 222.326 euros, con un valor total de la sociedad aproximado de 1,4 millones.

Últimas Noticias Multimedia