Mesa de Redacción

A la vuelta, todo en orden

Por Joseba Santamaria - Jueves, 2 de Agosto de 2018 - Actualizado a las 06:01h

afortunadamente, a la vuelta de vacaciones te encuentras todo en orden. 180 altos mandos del Ejército español en la reserva -generales y comandantes-, hacen pública una carta de protesta que exige respeto a la figura del genocida Franco, a su juicio vilipendiada ahora. Supongo que serán expedientados, dada su condición de militares, por apología del terrorismo franquista y vulneración de la legislación sobre Memoria Histórica. Es un enorme escándalo esa carta, pero no confío en ello. Tampoco expedientaron a los militares que insultaron y amenazaron a la presidenta Barkos. En esos casos, siempre se impone lo de pelillos a la mar y a otra cosa. Y el obispo ultra Cañizares arremete contra las leyes e instituciones que tratan de recuperar la memoria y la dignidad de las víctimas de aquella matanza que siguió al golpe de estado contra la legitimidad democrática de la República. A Cañizares le parece que esas medidas reabren heridas ya cerradas, la misma monserga que llevan repitiendo desde 1978. A este cura trabucaire, nostálgico de aquella casposidad del nacionalcatolicismo, nadie le dirá nada y seguirá protagonizando episodios fantasmagóricos como este. 44 años después de la muerte del dictador, sacar sus restos del mausoleo indignamente levantado en su memoria en el Valle de los Caídos sigue siendo una tarea peligrosa. Por supuesto, para completar el círculo del viejo orden establecido, el Tribunal Constitucional anula la ley foral sobre las víctimas de la violencia ultraderechista y parapolicial dejando en el desamparo a esas personas y sus familias. La mediocridad de alzacuellos, togas o uniformes que impone el olvido es peor para la dignidad de la memoria que la falsificación interesada de la historia. Nada nuevo en esto del revisionismo negro adulador de la dictadura franquista. Lo dicho, todo en orden. Atado y bien atado.